El etanol es peligroso, afirma estudio

El cambio de gasolina-etanol, mataría a 200 personas adicionales al año por problemas respirato Mark Jacobson de la Universidad de Stanford publicó su investigación en una revista especializa
WASHINGTON (AP) -

El cambio de gasolina a etanol - promovido como alternativa ambiental a venderse en gasolineras - podría contaminar más el aire, aumentando ligeramente la cantidad de muertes relacionadas a polución, señala un nuevo estudio.

''No es ambiental en términos de polución'', dice el autor del estudio Mark Jacobson, profesor de ingeniería ambiental y civil de la Universidad Stanford. ''Si se quiere usar etanol, está bien, pero que no se haga por razones de salud. No es mejor que la gasolina, aparentemente es peor'', señaló.

Cerca de 200 personas adicionales morirían cada año debido a problemas respiratorios si todos los vehículos en Estados Unidos usaran mayormente etanol para el 2020, indica el estudio.

Pero el autor de éste admite que un cambio tan rápido y monumental como la transición a combustible a base de productos vegetales es casi imposible.

Según el autor del estudio, cerca de 4,700 personas mueren cada año por problemas respiratorios provocados por el ozono, el componente invisible de la contaminación, y partículas pequeñas. El etanol elevaría los niveles de ozono, especialmente en ciertas regiones del país, como el noreste y Los Angeles.

Su estudio, basado en un modelo computarizado, fue publicado en la edición digital de la revista Environmental Science & Technology y atiza el debate sobre el etanol.

Empresarios agrarios, políticos, líderes de la industria y ambientalistas han debatido sobre la cantidad de etanol a producirse, sobre cuánto terreno se necesitaría para cosechar los ingredientes para producir el combustible, y cuánto costaría.

Ellos también están en desacuerdo sobre los beneficios del etanol en el sentido de reducir el consumo de gasolina y sobre el combate contra la polución, especialmente los gases responsables del calentamiento global.

En enero, el presidente Geoge W. Bush anunció que promoverían la reducción del consumo de gasolina en 20% en el lapso de 10 años sustituyéndolo con combustibles alterativos, principalmente etanol.

Científicos de la Agencia de Protección Ambiental calculan que eso podría significar un aumento de contaminación de cerca de 1%.

Ahora ve
No te pierdas