Aerolíneas buscan combustible de Pemex

Este mes presentarán un estudio para adquirir la turbosina directamente sin intermediarios; la propuesta tendría que cambiar la ley en la cual ASA es el único que puede suministrar.
Las "low-cost", empujan a las grandes aerolíneas a reducir c

Las líneas aéreas en el país ya no quieren intermediarios. Este mes presentarán un estudio para determinar la viabilidad de comprar turbosina directamente a Pemex, en lugar de adquirirla vía Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), como hasta ahora.

"Tenemos que bajar los costos, para ser competitivos ante las aerolíneas de bajo costo y eso, sin duda, repercutiría en el precio al pasajero", comenta Jorge Moya, vicepresidente de la Cámara Nacional de Aerotransportes (Canaero).

Durante 2006, la empresa estatal ASA suministró 3,570 millones de litros de turbosina a unas 2,000 aeronaves en el país. El combustible representa entre 10 y 30% de los costos de operación de las aerolíneas, por lo que "cualquier peso menos en nuestros principales insumos sería un ahorro importante", añade Moya.

El asunto no es tan simple. La propuesta que presentaría Canaero entre abril y mayo, tendría que zanjar dos obstáculos: el cambio de la ley que faculta a ASA como único licenciatario de suministro del combustible. Y la otra, resolver cómo transportar, almacenar y proveer la turbosina, que Canaero podría negociar con ASA.

A la fecha, ASA abastece 62 aeropuertos, donde también atiende aviación agrícola, ejército e instituciones de seguridad y protección civil.

Ahora ve
No te pierdas