Cementeras bajan cuota de exportación

Después de tanto pedir, las empresas de cemento en México quedarón 10% debajo del cupo; en 2007 la demanda se redujo ante la debilidad de la industria de la vivienda.
Después de Katrina, el arancel del Cemento quedó en 3% (Reut
Cinthya Bibian

Las cementeras establecidas en México quedarán por debajo de la cuota de tres millones de toneladas que les impuso EU al levantar –después de 15 años– el impuesto antidumping de 26.28 dólares por tonelada a la exportación mexicana de ese insumo.

La emergencia que originó el paso de varios huracanes por EU en 2005, dio origen al Acuerdo sobre Comercio del Cemento que dejó el arancel a este producto en 3%.

El documento establece el derecho de las cementeras establecidas en México a una cuota de exportación, basada en el comportamiento de sus envíos a EU, de tal forma que la cuota anual de Cemex es de casi dos millones de toneladas, Grupo Cementos Chihuahua (GCC), con 755,000 toneladas y Holcim, con 28,000 toneladas.

Sin embargo, "todas las empresas que teníamos asignada una cuota de exportación a Estados Unidos, vamos a quedar aproximadamente 10% debajo de lo que podíamos llevar", señala Manuel Milán, director general de GCC, empresa que obtiene 62% de sus ingresos en ese país.

El acuerdo entró en vigor el 3 de abril de 2006 y concluirá el 31 de marzo de 2009.

Al término, el gobierno estadounidense revocará la medida antidumping y las exportaciones mexicanas de cemento quedarán libres de arancel.

El atractivo del mercado estadounidense radica en que las empresas mexicanas, aun con el impuesto de 26.8%, podían incrementar sus precios ya que en EU había un déficit importante del material.

Aproximadamente 25% del consumo en ese país es importado, de acuerdo con la Asociación de Cemento Portland.

En 2005, EU importó cerca de 25% de sus necesidades de cemento, unas 27 millones de toneladas, de ahí el potencial del acuerdo para México.

Pero en 2007 la demanda de cemento se redujo ante la debilidad de la industria de la vivienda, que en enero registró su mayor caída (16.6%) en 13 años, y completó un año de retrocesos (el acumulado de 20.1%), según el Departamento de Comercio de EU.

"Fue un año difícil para estrenar nuestro acuerdo de tres millones de toneladas, sin embargo ya tocó fondo, aunque nos tomará aproximadamente dos años volver a los niveles de demanda de 2005", explica Milán.

Ahora ve
No te pierdas