Hacienda lucha contra la evasión

El nuevo CETU es la punta de lanza con la que se quiere dar la pelea contra los evasores; aprenda cómo se calculará en las empresas el nuevo impuesto propuesto por las autoridades.
Hacienda busca eliminar la elusión de las empresas. (Especia
José Manuel Martínez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La propuesta principal del gobierno para aumentar la recaudación tributaria es la llamada Contribución Empresarial a Tasa Única (CETU) y que, de ser aprobada por el Congreso, tendrá una tasa de 16% en 2008 y de 19% a partir de 2009.

En seguida le mostramos cómo calcular el nuevo impuesto que propone la Secretaría de Hacienda:

La base de la contribución resulta luego de que a los ingresos de una empresa se le resten los insumos que haya adquirido, los servicios independientes contratados para producir lo que vendió y la inversión que haya realizado.

La empresa “Productora de calcetines”, por ejemplo, reporta ingresos por 160 pesos y compras por 60 pesos, la diferencia entre estos dos conceptos, es decir 100 pesos, constituye la base gravable para el CETU.

De este resultado, bajo el supuesto de que 50 pesos corresponden al pago de salarios, los otros 50 pesos se quedan como utilidad de “Productora de calcetines”.

Aplicando el Impuesto Sobre la Renta (ISR) actual esta empresa tendría que pagar un gravamen de 28%, es decir 14 pesos.

Adicionalmente, la empresa retiene el ISR a sus trabajadores que en promedio es de 12%, lo que significaría, bajo este ejemplo, 6 pesos. Esto daría un total de 20 pesos por concepto de ISR.

Si el nuevo CETU se aprueba por el Congreso, la “Productora de calcetines” calcularía el impuesto a pagar mediante la multiplicación de los 100 pesos por la tasa del 19%, lo que daría 19 pesos, que se sumarían al ISR retenido a los trabajadores (que es de 6 pesos). El total a pagar sería de 21 pesos.

En este ejemplo, “Productora de calcetines” pagaría más gravamen aplicando el CETU en vez del ISR. La iniciativa fiscal de Hacienda propone que todas las empresas paguen el impuesto que resulte mayor, ya sea el CETU o el ISR.

“Lo que la contribución busca hacer es ampliar la base al no permitir deducciones adicionales o tratamientos especiales que existen en el ISR; pero con una tasa más baja de 19% en lugar de 28%” dijo  Miguel Messmacher, titular de la Unidad de Planeación Económica de la Hacienda Pública.

Una empresa que tenga una tasa efectiva de ISR de 28% o mayor a 19% no se va ha ver afectada por la introducción del CETU, sólo se verán impactadas las empresa que en términos de la tasa efectiva de su ISR propio y el retenido tengan una tasa menor a la de 19%”, agregó.

En su propuesta, Hacienda plantea que el CETU sustituya al Impuesto al Activo, y la dependencia rechaza que el nuevo gravamen planteado obstaculice el desarrollo de las empresas, ya que la aplicación del CETU va acompañada de un nuevo subsidio para el empleo que sustituirá al actual crédito al salario.

 

Ahora ve
No te pierdas