¿Cómo moverse en un mercado loco?

A pesar de que los mercados bursátiles se están recuperando, la volatilidad permanecerá; aprenda a posicionarse en el largo plazo.
Aprovechar las crisis con la diversificación. (Notimex)
Michael Sivy
NEW YORK (CNNMoney) -

El remolino en la bolsa de valores ha provocado muchos cuestionamientos: ¿Por qué sucedió, qué significa el recorte de tasas de la Reserva Federal (Fed, por sus siglas en inglés) y qué hago después? 

Los movimientos de la Fed ayudarán a evitar un quebranto crediticio mientras que los mercados se abalanzan a cada nueva noticia, pero el remolino del mercado no ha terminado.   

Yendo al meollo del asunto: Se ha restablecido una corrección modestamente seria pero no tan peligrosa como en ventas anteriores y dentro de los proximos años podría beneficiar los precios de las acciones de alta calidad.  

Ahora, vayamos a algunas preguntas específicas que han surgido en nuestros lectores.

1)      ¿Por qué pasó esto?

Existen tres posibles razones para una vertiginosa caída en la bolsa de valores. La más común es que la economía entre en una recesión.

La segunda, es un colapso en las tasas. Cuando inversionistas descontrolados apuestan a precios muy altos de las acciones, cualquier mínima desilusión puede provocar una baja en picada en la proporción entre precio/ingreso. Eso es lo que sucedió al final del ‘boom tecnológico’ cuando decrecieron las acciones modificando la proporcion entre P/I de más de 30, por debajo de 20.

La razón menos común para una caída mayor en el mercado es la crisis crediticia. Esto solía ocurrir por una serie de fracasos bancarios. En la economía de alta tecnología de hoy en día, es más probable que suceda tras una explosión de algún producto financiero sofisticado.  En este caso, es el resultado de un complejo sistema de seguridad hipotecario que provocó un préstamo excesivo.  Cuando el mercado de bienes raíces comenzó a declinar, muchos prestadores comenzaron a tener problemas.

2)      ¿Qué tan mal están las cosas? 

Es díficil de decir y a veces los propios prestadores tampoco saben.  

Sin embargo, hay algunas cosas que sí sabemos. El decenso no ha sido tan brusco como en la caída de 1987. El daño de los mercados bursátiles no ha sido tan malo como en 1990, cuando la crisis de Ahorros y Préstamos se hizo evidente. Tampoco ha sido tan amplio como la baja en el mercado de 2000-2002.

3)      ¿Por qué son tan volatiles los precios en el mercado? 

Los Inversionistas profesionales son el factor principal de las ventas. Las mesas de operaciones, los fondos de inversión y accionistas privados, influencian mucho- toman prestado grandes cantidades y dependen del intercambio agresivo para maximizar sus ganancias. Como resultado, son extremadamente vulnerables a cualquier constricción en el suplemento de créditos. 

Si el mercado empieza a caer, los márgenes podrían obligar a los profesionales a vender aún cuando  no se quiere.  El intercambio computarizado puede resultar en un efecto cascada.  

Los márgenes obligan a deshacerse de las acciones, lo que baja tanto los precios de la bolsa que otra llamada de margen es desencadenada.  

Los que manejan los portafolios tienen que vender lo que puedan mover en volumen. Así que, paradójicamente, se pueden deshacer de las acciones de mejor calidad y acciones liquidas.  

Otros profesionales pueden tratar de beneficiarse de dichos mercados en declive vendiendo en corto. Típicamente reducen las exposiciones cortas al adquirir acciones a última hora, antes de que la bolsa cierre. Esto puede producir un latigazo como el que vimos el jueves, donde los mercados se disparan y luego regresan poderosamente al final del día.

4)      ¿Habrá una recesión?

Es posible, a pesar de los cortes del Fed, aún existe la probabilidad, uno a tres de entrar en recesión. Aunque es más factible que la economía continúe creciendo a  menor ritmo.

Muchos sectores son afectados por las crisis hipotecarias. El desempleo es bajo. La Reserva Federal continuará inyectando dinero al sistema bancario para prevenir un quebranto crediticio.

5)      ¿Puedo hacer algo para proteger mis inversiones?

Como siempre, las estrategias complejas de riesgo gerencial, pueden protegerte consistentemente, pero la diversificación normalmente funciona mejor. Aunque, la diversificación necesita estar en su lugar antes de que pegue el golpe, se puede hacer poco durante el curso de  la crisis.

6)      ¿Se verán afectados los precios de los bienes raíces?

Por supuesto, ya lo han sido. En los mercados sobrecalentados de bienes raíces, particularmente en partes del Sur de Florida, Las Vegas y el Sur de California, los precios han bajado significativamente.

Es también cierto que la baja en los mercados de bienes raíces tardan mucho tiempo en desdoblarse. Así que los precios tardan un par de años en descender.

7)      ¿Hay alguna manera de beneficiarme de esto?

En una crisis crediticia, el efectivo es el rey. Personas con dinero sin invertir y aquellos que regularmente ponen a un lado parte de su salario, van a tener bastantes oportunidades para tomar ventaja de las oportunidades, (tanto en el la Bolsa de valores como en el mercado de  bienes raíces) que se hagan disponibles. 

Hay algo importante que considerar. No hay que apresurarse de las gangas que se van generando a último minuto. En el momento en que empieza el declive en un mercado, continúa por más de seis meses. Los precios bursátiles se mantienen planos por muchos meses más.

Ahora es tiempo de planear una diversificación óptima para sus inversiones a largo plazo, así como el desarrollo de la lista de compra que repondría su portafolio de la manera que uno quiere. Luego siga el mercado en su lista de compra pero muévase despacio cuando la añada a sus holding.

A largo plazo, esta estrategia puede pagar bien. Solo considere que después de que las tres grandes ventas terminaron, el Dow escaló un mínimo de 32% sobre los siguientes dos años.

Ahora ve
No te pierdas