Banco Mundial se acerca más a emergentes

Robert Zoellick presiona para simplificar y reducir el valor de los préstamos ajustados en 1998 los países de medianos ingresos han venido desarrollándose aun más que economías industrializad
WASHINGTON (CNN) -

El presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick, quiere que la institución de lucha contra la pobreza sea más útil para las economías en maduración, un grupo diverso que incluye economías enérgicas como China.

Aunque una estrategia formal para trabajar con los países de medianos ingresos está siendo pulida, Zoellick presiona para simplificar y reducir el valor de los préstamos del Banco Mundial, que fueron ajustados por última vez durante la crisis financiera de Asia en 1998.

"Creo que una sólida sociedad con nuestros clientes de medianos ingresos es vital para el futuro del banco y el futuro del sistema económico multilateral", dijo Zoellick en una entrevista. "Necesitamos respaldarlos", agregó.

Estos países de medianos ingresos han sido receptores de una gran cantidad de flujos de capital en el marco del florecimiento de sus economías. También en los últimos tiempos han buscado financiarse por fuera del banco aun cuando los términos comerciales son más caros, en parte porque quieren mostrarle al mercado que dejaron de ser dependientes de esa clase de ayuda.

Como un grupo de casi 80 estados, esos países están creciendo con mayor velocidad que las economías industrializadas, lo que suma argumentos al debate de que el Banco Mundial debería dejar de prestarles.

Pero Zoellick no es de la escuela que considera que el banco debe enfocarse en África en lugar de los países del mercado emergente.

"Hay lecciones que podemos aprender de sus experiencias así como cosas en las que los podemos ayudar", dijo.

Las razones de Zoellick para mantenerse comprometido con los países de medianos ingresos son tres: albergan a un 70% de la población pobre del mundo, las reformas de alto crecimiento en esos países pueden desacelerarse por falta de respaldo político y su creciente influencia mundial convierte potencialmente a los países de medianos ingresos en jugadores clave en otros países en desarrollo.

"Creo que existe una rica y completa agenda con los países de medianos ingresos y, si vamos a ser una institución multilateral global, parte de nuestro desafío es conectar los miles de millones ubicados en el fondo con los países de medianos ingresos y desarrollados", agregó.

Un informe reciente por parte del organismo de control del banco, el Grupo de Evaluación Independiente (GEI), concluyó que el Banco Mundial todavía posee un rol relevante para los países de medianos ingresos, pero que ya no puede hacer negocios de la forma en que solía hacerlos.

El GEI dijo que la queja más común es que los procedimientos del banco son rígidos y consumen mucho tiempo, y que debe reducir más el tiempo que toma procesar los préstamos de inversión.

Kyle Peters, director de operaciones para política y servicios del banco, dijo que el tema es cómo puede estructurar el banco sus productos en una forma que sea útil más allá del préstamo al sector público.

"El préstamo es una gran parte de esa estrategia, pero no es la única", dijo.

"Ellos valoran nuestros servicios de conocimiento, pero hay temas sobre cómo podemos entregar más productos adaptados a los clientes, por lo que consideran que podemos llevar algo a la mesa como nuestra experiencia mundial o el conocimiento existente", agregó.

Ahora ve
No te pierdas