Todos contra el dólar

El precio de la divisa estadounidense tocó niveles mínimos frente al euro, franco suizo y el ye los temores por el freno económico de EU provocaron que la onza de oro superara los 910 dólares
Esta mañana, el dólar registró fuertes pérdidas frente al eu  (Foto: )

En el mercado cambiario se sentían las preocupaciones de que esta semana las empresas estadounidenses anuncien ganancias corporativas débiles, lo que incrementaría la necesidad de nuevas rebajas de tasas de interés de la Reserva Federal.

La mayoría de los expertos prevé que la Fed reduzca sus tasas en enero.

Si bien los analistas dicen que tal recorte entre encuentros programados es poco probable, las expectativas de semejante rebaja podrían aumentar.

Las utilidades flojas "impactan en la confianza y las expectativas para (las tasas de interés de) los fondos federales, y eso se está derramando a los mercados cambiarios", dijo David Watt, estratega de cambios de RBC Capital Markets en Toronto.

El euro llegó a subir este lunes hasta 1.4914 dólares, cruzando el nivel de 1.49 por primera vez en siete semanas, y acercándose al récord histórico de 1.4966. Luego se negociaba a 1.4874.

El dólar llegó a perder más del 1% contra la divisa de Suiza, a un mínimo récord de 1.0888 francos suizos, aunque luego reducía las caídas y se ubicaba en 1.0935.

La moneda suiza tiende a repuntar en los momentos de aversión al riesgo, gracias a su condición de refugio seguro y al desarme de los "carry trade", unas transacciones que consisten en tomar deuda en monedas de tasas de interés baja como el franco y el yen japonés para invertir en unidades de mayores retornos.

El yen subió a un máximo en siete semanas de 107.37 por dólar. Después se negociaba a alrededor de 108.06.

El oro marcó un máximo histórico de más de 910 dólares la onza, debido a que los inversores tenían prisa por comprar el metal ante la mayor debilidad del dólar y expectativas de un fuerte recorte de las tasas de interés de Estados Unidos, dijeron analistas.

Pero el metal redujo ganancias en el comercio europeo por la tarde porque algunos inversores decidieron tomar ganancias de una escalada que llevó a un salto del 50% en los precios el año pasado, incluyendo una subida del 15% en los últimos 30 días.

La escalada del oro también impulsó compras de otros metales preciosos, con el platino tocando un máximo histórico antes de ceder algunas ganancias, la plata operando por debajo de un máximo de 27 años y el paladio se alejó de su mayor nivel en más de dos meses.

"Es natural comprar en un mercado que ya está mostrando fuerza. El oro aún podría esta más alto, pero no creemos que este sea el momento adecuado para comprar", dijo Robin Bhar, analista de metales de UBS Investment Bank.

"Desde una perspectiva técnica, obviamente necesitaríamos ver un cierre por encima de 900 dólares que sería interpretado como una señal alcista. Hay un riesgo de corrección de 50 a 100 dólares en cualquier momento", agregó.

El oro contado trepó hasta 914 dólares la onza y operaba a 906.60/907.30, frente a los 895.70/896.50 dólares en Nueva York el viernes.

Los futuros de oro en Estados Unidos tocaron 915.90 dólares la onza, superando el récord del viernes de 900.10. El contrato de entrega en febrero operaba posteriormente con un avance de 9.2 dólares, a 906.80.

Los futuros de oro de Japón estaban cerrados por feriado.

"Si uno observa la situación general, hay mucho temor sobre más malas noticias relacionadas con el sector bancario. Este es uno de los principales factores en este momento", dijo Wolfgang Wrzesniok-Rossbach, director de ventas de Heraeus de Alemania.

"Hay algunas tomas de ganancias desde los máximos del metal, pero no se observa una gran ola de ventas. El oro está operando en un rango normal y es probable que se mantenga en una amplia banda de 880 a 920 dólares a corto plazo", agregó.

Ahora ve
No te pierdas