La ley antitabaco dañará a Nayarit

La entidad genera más del 80% del tabaco del país y la medida afectaría a 16,000 campesinos; los productores piden apoyo gubernamental para reconvertir sus cosechas en 15 años.
Los campesinos piden recursos para cambiar del tabaco a otro
TEPIC (Notimex) -

Agricultores de Nayarit manifestaron su preocupación por la Ley General para el Control del Tabaco, al considerar que impactará la economía de miles de familias, debido a que la entidad genera más del 80% del total nacional del producto.

El dirigente de la Asociación Rural de Interés Colectivo Tabacalera (ARIC) en Nayarit, Rodolfo Coronado Montaño, dijo que unos 16,000 campesinos se verían afectados con la llamada "ley antitabaco" en el estado.

Por ello, al comentar la ley en la materia que actualmente es analizada en el Senado de la República, urgió a legisladores federales a apoyar una propuesta de subsidio a productores para reconversión de cultivos y para reforzar a esa actividad.

El líder de esa agrupación que aglutina a la mayoría de los tabacaleros del estado, dijo que este año la producción local sólo alcanzará seis mil hectáreas de tabaco, que representa la más baja en la historia de la entidad, por lo que hizo énfasis en la crisis del sector.

Recordó que en los buenos tiempos del agro nayarita, se obtenía la producción que daban alrededor de 50,000 hectáreas de la solanácea.

Coronado Montaño detalló que en los últimos 10 años se han perdido alrededor de un millón 500,000 jornadas de trabajo en las regiones tabacaleras que se asientan principalmente en el municipio de Santiago Ixcuintla.

Como ejemplo de la crisis de los últimos años que, consideró, se agravará más con la ley en la materia, dijo que incluso la tabacalera "La Moderna" cerró en el sexenio del gobernador Rigoberto Ochoa Zaragoza (1993-1999), dejando sin empleo a miles de campesinos.

El dirigente de la ARIC indicó que la superficie plantada se ha reducido considerablemente en la entidad, en tanto que las importaciones se han incrementado, sobre todo de tabaco de Brasil y Argentina, al cual consideró de menor calidad.

"Lo que tenemos que hacer es exigir que, ya que van a tomar una decisión sin considerar a los productores de tabaco, éstos reciban durante 15 años, un programa compensatorio de dinero para utilizarlo en las zonas de las familias productoras de tabaco", dijo.

Coronado Montaño aseguró que no está en contra de la "ley antitabaco", ya que es una situación irreversible, pero solicitarán al gobierno apoyos para que los productores cambien de cultivo.

Por su parte, el diputado local por el municipio de Santiago Ixcuintla, Ignacio Manuel Quintero Borrego, advirtió que la reconversión del cultivo del tabaco, de no ser bien planteado, podría generar migración e impacto a la economía local.

De acuerdo al senador priísta, Raúl Mejía González, "Nayarit  participa con el 86% de la producción de tabaco en el país, mientras que el 14% restante corresponde a Veracruz y Chiapas, siendo la fuente de ingreso de miles de familias a las que proporciona seguridad social y económica".

El legislador consideró que la Ley General para el Control del Tabaco impactaría gravemente el desarrollo social y económico de miles de familias dedicadas a su producción, no sólo de Nayarit, sino de otras zonas del país.

En entrevista, señaló que por ello ha propuesto ante el Congreso de la Unión se instrumente un programa integral de reconversión productiva, en apoyo a productores y ex productores de tabaco de los estados de Nayarit, Veracruz y Chiapas.

A su vez, el senador perredista, Francisco Javier Castellón Fonseca, señaló que en esta cadena, a los productores de tabaco, se suman sus familiares, así como jornaleros indígenas que cosechan el tabaco.

Asimismo, los obreros desvenadores y transportistas, pero sobre todo, el círculo agroindustrial y comercial que genera el impacto de los ingresos tabacaleros.

"No se hizo nada para contener esta tendencia negativa, por lo que ante las medidas planteadas en la ley antitabaco, es importante advertir de esa situación que los productores tabacaleros nayaditas enfrentan desde hace más de 15 años", resaltó.

Tras una serie de manifestaciones de los tabacaleros y ante la eventual aprobación de la "ley antitabaco" en el Senado, el gobierno del priísta Ney González Sánchez convocó a interponer un punto de acuerdo para que se autorice subsidio a los campesinos durante 15 años, para reconversión de cultivos.

Se propuso llevar al Senado una propuesta en que se considere un programa compensatorio para productores de tabaco, a fin que reciban subsidios por un periodo de 15 años para utilizarlo en las zonas de las familias afectadas, y quienes cultiven el producto lo hagan con mejores rendimientos y calidad.

Ahora ve
No te pierdas