EU crece 0.6% en cuarto trimestre

El dato fue menor al esperado por expertos y confirma que la economía se está desacelerando; el número de pedidos de apoyo por desempleo aumentó en 19,000 al cierre de la semana pasada.
WASHINGTON (CNN) -

La economía de Estados Unidos se expandió a un ritmo muy lento en el cuarto trimestre, mostró una estimación que no fue modificada desde un cálculo inicial.

En tanto, las solicitudes del seguro de desempleo subieron fuertemente la semana pasada, confirmando un panorama frágil que, para algunos, ya refleja una recesión.

El Producto Interno Bruto (PIB) subió a un ritmo anual de 0.6%, afectado por el derrumbe del gasto en casas nuevas y un desplome de los inventarios, y resultó algo más flojo que la tasa de 0.7% proyectada por los analistas.

Fue la segunda de tres lecturas del Departamento de Comercio sobre el PIB del cuarto trimestre, y se comparó con un avance de 4.9% en los tres meses anteriores. El PIB aumentó 2.2% en todo el año pasado, el menor incremento desde el 2002, dijo el Departamento.

Varios economistas proyectaron que la economía estadounidense ya ha caído en recesión, y esta sospecha fue reforzada por la última lectura del mercado laboral, ya que el debilitamiento de las condiciones del empleo podría reducir aún más el consumo.

Desempleo

Los datos del Departamento de Trabajo mostraron que el número de trabajadores estadounidenses que solicitaron por primera vez el seguro de desempleo creció la semana pasada en 19.000, mucho más de lo previsto.

"Las solicitudes por desempleo fueron decepcionantes. Las solicitudes están entrando de a poco en territorio de recesión, ahora que se acercan a 375,000 en el promedio móvil de cuatro semanas", dijo Cary Leahey, economista de Decision Economics en Nueva York.

"Las solicitudes por desempleo eran una de las últimas series de números que aún daban señales positivas sobre la economía, pero ahora también están empeorando", dijo Leahey.

La cantidad de personas que pidió el beneficio por primera vez subió a 373,000 en la semana terminada el 23 de febrero, desde una cifra revisada al alza de 354,000 la semana anterior, según datos del Departamento de Trabajo.

Wall Street esperaba unas 350,000 nuevas solicitudes desde el dato original de 349,000 en la semana previa.

Un funcionario del Departamento de Trabajo dijo que no había factores especiales detrás del alza.

En otra señal de fragilidad en el mercado laboral, el número de trabajadores que mantuvo el beneficio por desempleo tras haberlo pedido por primera vez aumentó a 2.81 millones al 16 de febrero, el último período para el cual hay datos disponibles. Se trata del nivel más alto desde octubre del 2005, tras el paso del huracán Katrina.

En base a estos datos, los economistas de Lehman Brothers rebajaron su estimación para el reporte de las nóminas de febrero, a sólo 15,000 empleos nuevos creados desde una estimación previa de 35,000.

En enero, las nóminas no agrícolas se contrajeron imprevistamente en 17,000, mientras que la tasa de desempleo bajó levemente a 4.9% desde 5.0 por ciento en diciembre. Lehman proyectó que volvería a 5.0% este mes, en el reporte que se conocerá el 7 de marzo.

"En conjunto, esto apunta a una continua desaceleración del empleo, que alimentará las preocupaciones sobre una recesión aquí en Estados Unidos", dijo Omer Esiner, analista de mercados de Ruesch International en Washington.

Ahora ve
No te pierdas