Globalización equilibra la economía: BM

Asia y la producción de petróleo en economías en desarrollo impulsan la convergencia económica; funcionarios adviertieron que actualmente se registra el mejor crecimiento económico en 40 años
WASHINGTON (AP) -

Un alto funcionario del Banco Mundial dijo el lunes que, en momentos en que preocupa la desaceleración de las economías industrializadas en medio de la crisis del crudo, la productividad en el mundo en desarrollo está siendo impulsada por la globalización con una combinación de comercio, inversiones, tecnología y movilidad laboral.

Las fuerzas globales están ''impulsando una convergencia económica y reduciendo la pobreza como nunca antes'', afirmó Graeme Wheeler, director gerente del Banco Mundial, en un foro sobre volatilidad de los mercados energéticos en la Universidad George Washington.

Steven B. Kamin, de la junta de directores de la Reserva Federal, dijo que el mejor rendimiento de la economía global en la década del 2000 se debía a que había bases financieras más firmes con bancos centrales ''concentrados más agresivamente en la estabilidad de precios y mercados laborales y salarios reales más flexibles''.

''Como resultado, hay un entorno mejorado de crecimiento'', afirmó en el mismo foro. ''Hay cambios incluso en la naturaleza de los 'shocks', pero hay también preocupaciones sobre el dólar, tasas de interés, bajas en las bolsas de valores y declinación en Estados Unidos''.

Robert J. Weiner, profesor en la George Washington, declaró que los factores que subrayan la actual volatilidad del crudo son básicamente tres: inestabilidad en la oferta, demanda y poder del mercado; manipulación del mercado y especulación.

Hizo notar que los dos últimos son difíciles de cuantificar pero había ''algunas estadísticas sugerentes'' en cuanto a que las inversiones en contratos de futuro se han disparado, tanto como el número de intermediarios y los fondos que manejan.

Wheeler dijo que ocurre actualmente el más fuerte y amplio crecimiento global de los últimos 40 años, un acontecimiento que estaba transformando la vida de los pueblos.

Asia es ahora ''un polo poderoso para el crecimiento de la economía global y los países en desarrollo están recibiendo grandes ingresos porque producen el 60% del petróleo mundial y más de dos tercios del plomo, zinc y cobre'', agregó.

''Sus términos de intercambio comercial han mejorado en 14% desde 2004'', señaló.

Indicó que también el flujo de capitales y remesas familiares a los países en desarrollo se ha duplicado en los últimos tres años y ahora pasa en total de un billón de dólares o 10 veces más del nivel de asistencia anual oficial para el desarrollo. Esos países tienen también reservas por unos 4.6 billones de dólares, un incremento del 90% en tres años.

''Cuando se habla de crisis en los mercados del crudo es necesario tener presente esta poderosa fuerza estructural así como la actual coyuntura en que se produce'', dijo.

El foro dedicará el martes en su última sesión un capítulo a Latinoamérica a cargo de Pamela Cox, vicepresidenta del Banco Mundial.

 

Ahora ve
No te pierdas