BM insta a combatir alza en alimentos

El organismo pidió una respuesta global para detener los aumentos que generan daños al mundo; Robert Zoellick dijo que la los altos precios y la volatlidad seguirán por algún tiempo.
Robert Zoellick, presidente del BM, convocó a la OMC a concr
WASHINGTON (CNN) -

El presidente del Banco Mundial (BM), Robert Zoellick, pidió una nueva y coordinada respuesta global para enfrentar las alzas en los precios de los alimentos que están generando desabastecimiento, hambre y desnutrición en el mundo.

En declaraciones previas a los encuentros del Fondo Monetario Internacional (FMI) y del Banco Mundial (BM) la próxima semana, Zoellick dijo que la crisis global en los alimentos requería la atención de los líderes políticos, dado que los altos precios y la volatilidad se mantendrían por un tiempo.

La crisis resaltó además la necesidad de concluir un demorado pacto mundial de libre comercio, el cual podría reducir los subsidios a la agricultura y abrir los mercados para la importación de alimentos.

"Necesitamos un nuevo acuerdo sobre la política alimentaria global. Este acuerdo no debería concentrarse solamente en el hambre y la desnutrición, en el acceso a los alimentos y en su oferta, sino también en las interconexiones con la energía, el cambio climático, la inversión, la marginación de las mujeres y otros", declaró el jefe del Banco Mundial.

Pide acuerdo en OMC

Robert Zoellick dijo que es "ahora o nunca" el momento para alcanzar un acuerdo en las negociaciones comerciales internacionales lanzadas en el 2001.

Señaló que el director general de la Organización Mundial del Comercio (OMC) Pascal Lamy busca convocar un encuentro de ministros de Comercio en las próximas semanas. No dio más detalles.

"Este es el momento decisivo para la ronda de Doha", dijo Zoellick en el texto de un discurso en Washington. "Hay un buen acuerdo sobre la mesa. Es ahora o nunca".

"Es un resultado ambicioso: las rebajas de aranceles, tanto en productos agrícolas como manufacturados, serán a través de fórmulas que recorten las cifras más altas, más que por medio de un porcentaje directo; los mayores subsidios agrícolas también serán rebajados de manera más profunda", agregó.

El desafío, añadió, era equilibrar los profundos recortes arancelarios progresivos con "flexibilidades" que ofrezcan excepciones.

"Estas excepciones no deberían anular los recortes; donde sea posible, las flexibilidades deberían aún ofrecer perspectivas de expansión del comercio a medida que crezcan las economías", dijo Zoellick.

Ahora ve
No te pierdas