PRI defenderá soberanía de Pemex

El tricolor aseguró que trabaja por una reforma energética que no privatice a la paraestatal; la lideresa del PRI dijo que debe estar regulada por un ente autónomo ajeno a vaivenes político
Paredes dijo que Pemex necesita autonomía financiera y de ge  (Foto: )
BOCA DEL R͍O, Veracruz (Notimex) -

La dirigente nacional del PRI, Beatriz Paredes, aseguró que en torno al debate sobre la reforma energética su partido trabaja con vocación nacionalista, compromiso con la soberanía del país y la convicción de modernizar al sector.  

Al delinear lo que a su parecer debe incluir la reforma al sector, sostuvo que los priistas están por encima de cualquier intención de manipular la vocación nacionalista del pueblo en torno a la rectoría del Estado sobre los recursos naturales.  

En presencia del Consejo Político, máximo órgano de gobierno del Partido Revolucionario Institucional (PRI) después de la Asamblea Nacional, aseguró que, sin estridencia o demagogia electorera, esa fuerza defenderá que Pemex no se privatice, premisa que ha reivindicado históricamente.  

Ante más de 1,000 consejeros priistas, 10 gobernadores y los líderes del partido tricolor en el Senado, Manlio Fabio Beltrones, y en la Cámara de Diputados, Emilio Gamboa Patrón, advirtió que se mantendrá el principio constitucional de que los recursos naturales son propiedad de la nación.  

En el PRI se han alentado con tolerancia y apertura las diversas opiniones al respecto, algunas con enfoques distintos o incluso antagónicos, a fin de que en un diálogo interno respetuoso se construya una sola postura, sostuvo.  

La lideresa priista otorgó su voto de confianza a la capacidad y el compromiso patriótico de los legisladores de esa fuerza política en torno a la posición sobre el asunto.  

Diputados, senadores integrantes de las comisiones de Energía, gobernadores, la Fundación Colosio, sectores y organizaciones del PRI han aportado análisis, sugerencias, posicionamientos que sin duda enriquecerán las posturas de las bancadas cuando ejerzan su derecho legislativo, indicó.  

Lo más importante del debate es que el PRI participa con toda vocación nacionalista, comprometido con la soberanía del país y la conciencia de la necesidad de modernizar al sector, aseveró.  

Por ello advirtió que el gobierno federal no puede eludir su responsabilidad y debe presentar la iniciativa de reforma energética, a fin de que los legisladores la sometan a debate.

Paredes Rangel enunció una serie de propuestas que a su juicio deben considerarse en dicho proyecto y se pronunció por una política integral de largo plazo, que a su vez sea sectorial y que preserve la soberanía energética para el país.  

Estableció que Petróleos Mexicanos (Pemex) debe estar regulado por un ente autónomo ajeno a vaivenes políticos.  

En lo que es parte del análisis de la Fundación Colosio, señaló que ese ente deben integrarlo consejeros independientes de reconocida experiencia y valía electos por el Senado en forma escalonada, que no tengan relación o intereses cruzados con el gobierno, la iniciativa privada o poderes fácticos.  

Detalló que en la instancia referida participarían los titulares de las secretarías de Energía, Hacienda y Crédito Público, Economía, así como la de Medio Ambiente y Recursos Naturales.  

Los consejeros se encargarían de establecer las líneas estratégicas del sector, la coordinación y congruencia de las políticas respectivas, la vigilancia y evaluación del desempeño de las entidades, así como la fijación de tarifas y precios públicos, expuso.   Beatriz Paredes opinó que la reforma a Pemex debe abordarse en función de una política sectorial, atendiendo los objetivos señalados en la Constitución, las leyes secundarias y la ley orgánica.  

El organismo, añadió, debe ser gobernado por un consejo de administración integrado por representantes del ente regulador, del gobierno, trabajadores de la paraestatal y consejeros independientes.  

Se trata, precisó, de dar a Pemex autonomía financiera y de gestión a fin de fortalecerla y convertirla en una palanca de desarrrollo, y demandó que los estados productores de petróleo se beneficien de manera específica ante el impacto ambiental de la zona.

Ahora ve
No te pierdas