Empresas reducen costos para competir

El 85% de las compañías en México considera necesario recortar gastos para mejorar; al 87% les preocupa mejorar la satisfacción al cliente, según una encuesta de KPMG y AMECE.
Sólo el 4% de las 320 empresas encuestadas considera el reco
Verónica Galán
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El 85% de las grandes empresas consideran que es imperativo reducir costos y maximizar capacidades si quieren mejorar su competitividad, mientras que 87%  estima necesario mejorar la satisfacción al cliente y la calidad de sus productos y servicios, de acuerdo con la encuesta Perspectivas de la Alta Dirección en México 2008.

“Las empresas que destacan por su liderazgo han logrado entender la forma en que su modelo de negocios general impacta en sus gastos y al hacer cambios a un nivel estratégico han conseguido edificar una base de menores costos de manera sustentable y permanente”, advirtió el estudio hecho por KPMG y la Asociación Mexicana de Estándares para el Comercio Electrónico (AMECE).

Los 320 directivos entrevistados indicaron que para bajar costos es necesario optimizar los procesos de negocio (70%); reducir costos en la cadena de suministro (54%); reducir costos de distribución (44%); tener estructura y cumplirle al fisco (38%); hacer outsourcing (16%), compartir servicios (13%) y reducir personal (4%).

Además de reducir costos, el 74% de los directivos consideraron que para conducir su empresa hacia un crecimiento global es necesario construir relaciones cercanas con clientes existentes; 66% quiere desarrollar nuevos productos y servicios; 48% desea penetrar en nuevos mercados geográficos; 35% intentará  enfocarse en productos y servicios estratégicos; 36% formar alianzas estratégicas y 13% alcanzar crecimiento a través de fusiones/adquisiciones.

De acuerdo con los resultados de la encuesta, las cinco variables que se requieren para incrementar la competitividad son la estabilidad económica y política; combate a la corrupción; incentivos fiscales; simplificación y reducción de trámites burocráticos; apertura de nuevos negocios y una mejora en la infraestructura logística.

A pesar de considerar que se necesita mejorar la situación, el 26% de las empresas encuestadas calificó de muy bueno o bueno el papel que el gobierno está realizando como promotor de la competitividad.

En materia de administración de riesgos, los directivos encuestados están reconociendo la necesidad de cuantificar y evaluar riesgos que acechan áreas como capital humano, tecnologías de la información y reputación.

El 70% de los encuestados está preocupado por maximizar la rentabilidad de las unidades de negocio; 62% por tener seguridad para los empleados y los clientes; 58% en evitar pérdidas; 58% en proteger y mejorar la reputación de la organización y 57% en asegurar el cumplimiento regulatorio.

Ahora ve
No te pierdas