El crudo está fuera de control

Productores creen que hay poco que puedan hacer para evitar que el precio del petróleo aumente este viernes el barril de energético alcanzó los 117 dólares, debido a un ataque en Nigeria.
Expertos opinan que es difícil frenar en el corto plazo el a
ROMA (CNN) -

El precio del barril de petróleo a 117 dólares ha generado un extraño consenso entre los productores y consumidores de energía de que hay poco que puedan hacer por evitar que los valores aumenten aún más.

El petróleo alcanzó el viernes el último de una serie de récords, después de un ataque rebelde en Nigeria que generó nuevas preocupaciones por el abastecimiento y compensó el impacto de la desaceleración económica en Estados Unidos, que ha comenzado a erosionar la demanda de energía.

"Hay una posibilidad de que siga subiendo," dijo Shokri Ghanem, máximo funcionario petrolero de Libia, en su llegada a Roma para mantener conversaciones entre países productores y consumidores.

El principal consumidor de combustible, Estados Unidos, lideró el pedido de más petróleo para intentar calmar los precios, pero el mayor productor de la OPEP, Arabia Saudita, ha rechazado esto como retórica política.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha dicho reiteradas veces que no usará el Foro de Energía Internacional (IEF, por sus siglas en inglés) como una ocasión para revisar su política de energía.

"Mantendremos conversaciones amigables como cada vez que nos vemos," dijo Ghanem. "No hay planes de realizar un encuentro oficial", agregó.

Ausencias destacadas

A pesar de que casi la totalidad de los 13 ministros de Energía de la OPEP asistirán al diálogo del IEF desde el domingo hasta el martes, el presidente del grupo, Chakib Khelil, de Argelia, y el secretario de Energía estadounidense Sam Bodman no participarán, de acuerdo a colaboradores.

Estados Unidos está resintiendo el impacto de los altos precios del crudo y la gasolina, a más de 3 dólares el galón, lo cual ha erosionado la demanda.

El vicedirector ejecutivo de la Agencia de Energía Internacional, que representa a países consumidores, dijo que el mundo necesitaba controlar la demanda a través de una mejor eficiencia y, al mismo tiempo, aumentar el abastecimiento.

Pero en el corto plazo, afirmó que era difícil frenar el aumento del precio del petróleo.

Una serie de factores como la fuerte demanda de economías emergentes como China e India y la falta crónica de inversión han sostenido una tendencia al alza que comenzó alrededor del 2002.

Ahora ve
No te pierdas