Rally alcista impulsa al crudo

El petróleo cerró la sesión con un alza de 1.87 dólares, para tener un nuevo récord de 121.84; el precio se vio impulsado por la debilidad del dólar y las preocupaciones por los suministros.

El petróleo cerró la jornada de este martes a más de 121 dólares el barril, tras tocar otro récord, por preocupaciones sobre los suministros, la debilidad del dólar, y pronósticos de que subirá a un precio de hasta 200 dólares.

El crudo ligero estadounidense subió 1.87 dólares, a 121.84 el barril, tras haber marcado poco antes un máximo histórico de 122.73 dólares.

En Londres, el crudo Brent ganó 2.32 dólares, a 120.31, luego de haber avanzado a un récord de 120.99 dólares.

Las tensiones en torno a Irán aumentaron luego de que el cuarto exportador mundial de crudo rechazara aceptar inspecciones en las instalaciones donde desarrolla su programa nuclear, que Occidente teme esté vinculado con la fabricación de armas.

Las interrupciones en la producción de Nigeria, donde una huelga y ataques de militantes han afectado el bombeo, han apuntalado a un mercado sumamente sensible a cualquier amenaza sobre los suministros.

La demanda de mercados emergentes como China y la India ha estado más que compensando la desaceleración estadounidense, agregó.

Los altos precios del petróleo han afectado los márgenes de ganancia de las refinerías estadounidenses, lo que ha generado que algunos recorten sus operaciones.

Goldman Sachs previó que el petróleo avance hacia los 150-200 dólares el barril, ante el inadecuado crecimiento de la producción.

"(Alcanzar) los 150-200 dólares el barril es cada vez más probable en el transcurso de los próximos 6 a 24 meses, aunque estimar el techo de los precios del crudo, así como lo que resta del ciclo alcista, sigue siendo la principal interrogante", dijo el banco.

El precio del petróleo prácticamente se ha duplicado en el pasado año y ha ganado un 25 por ciento en lo que va del 2008, debido en parte a los problemas en Nigeria y al debilitamiento del dólar, que ha elevado el precio de las materias primas denominadas en esa moneda.

El presidente estadounidense, George W.Bush, ha exhortado a la OPEP a que aumente su producción para bajar los precios del crudo, pero el grupo culpa de los altos valores del barril a los especuladores.

Está previsto que Bush se reúna con autoridades del grupo cuando viaje este mes al productor de más importancia, Arabia Saudita, para hablar sobre los efectos de los altos precios del petróleo sobre la economía estadounidense.

Se espera que los datos de inventarios petroleros estadounidenses que se conocerán el miércoles muestren un aumento de 1.8 millones de barriles en las existencias de crudo, un alza de 1.1 millones en destilados y una baja de 100,000 barriles en los suministros de gasolina.


Ahora ve
No te pierdas