Canacar pide acepten gastos sin factura

Los autotransportistas solicitan a Hacienda flexibilidad en cargas fiscales y en el IETU; la Cámara dice que el sector atraviesa por una situación difícil por el alza de los insumos en
Monterrey (Notimex) -

La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) en Nuevo León solicitará a la Secretaria de Hacienda y Crédito Público (SHCP) que reconozca los gastos en pequeños negocios que no expiden facturas.

En entrevista, el subdelegado de Canacar en la entidad, Gerardo Bueno Morales, dijo que el sector atraviesa por una situación difícil debido a la alza de los insumos en 2008.

"Estamos en pláticas con la SHCP para que nos ayude con el programa del Impuesto Empresarial a Tasa Unica (IETU) y que nos reduzcan ciertas cargas fiscales que nos han impuesto", explicó.

"Pedimos que nos sigan reconociendo como en los gobiernos anteriores todos los gastos ciegos y los gastos tuertos, y esos se derivan de negocios que no expiden facturas", indicó.

Agregó que "se utilizan los servicios de vulcanizadoras para la reparación de neumáticos, son gastos y esos negocios no le entregan a uno la factura porque son de muy escasos recursos".

Esto, apuntó, también sucede en el caso de la contratación de cargadores, de macheteros, a quienes se les paga en efectivo, pero ellos no entregan recibos de honorarios.

"En estos casos los negocios nunca le van a expedir una factura, a lo mucho le entregan una factura de remisión, y los macheteros esos nada más trabajan y punto", señaló.

Mencionó que son gastos de mínimo 100 pesos para reparar una llanta y también para pagar a cada uno de los macheteros, y esos gastos ciegos o tuertos Hacienda no los está reconociendo.

"Esperamos que poco a poco el tiempo les vaya ablandando el corazón a los de Hacienda y que reconozcan estos gastos de los transportistas", subrayó.

El directivo comentó que "los volúmenes de carga transportada han bajado entre un 20 a 25% en este año y nos golpea por el lado de las exportaciones y también de las importaciones".

La falta de liquidez en todas las industrias en general, debido a la desaceleración económica, ha llevado a una baja en las ventas hacia fuera y en el interior del país, dijo.

"A nosotros, al igual que a todos, nos suben los precios del combustible, los seguros, en las llantas hemos tenido aumentos por más de 60% en los últimos 24 meses", comentó.

"El costo del equipo nuevo ha aumentado considerablemente en el último año en alrededor de 10,000 a 15,000 dólares cada equipo, y eso nos está golpeando en las utilidades", expresó.

Los transportistas enfrentan en los primeros meses de este año aumentos en sus costo de entre un 28 a 30%.

Muchas de las empresas están trabajando al costo propiamente, no están teniendo utilidades y lo que quieren es no perder más con la depreciación de sus equipos.

Expuso que un camión tiene un costo aproximado a los 105,000 dólares, mientras que todavía hace un año el valor era de alrededor de los 90,000 dólares.

Además, un remolque tiene un valor de 27,000 dólares y el año pasado andaba sobre los 20,000 dólares, añadió.

Sostuvo que "las tarifas del transporte de carga están exactamente donde mismo desde hace cinco años".

De acuerdo a las cifras de Canacar, en la entidad están registrados unos 30,000 operadores de transporte de carga, y cuentan con una flotilla de unas 75,000 unidades distribuidas en el país y es una de las más grandes en la República Mexicana.

 

Ahora ve
No te pierdas