La FAO urge invertir en agricultura

El organismo de la ONU instó a aplicar la medida para combatir el hambre y la desnutrición; los altos precios también alientan a los agricultores a aumentar la producción, resaltó la FAO.
MILÁN (CNN) -

La comunidad mundial debería aumentar urgentemente la inversión en agricultura para combatir el hambre y la desnutrición, ante los precios crecientes de los alimentos, dijo el miércoles la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

En un informe previo a la Cumbre Mundial de Seguridad Alimentaria que se celebrará en Roma entre el 3 y el 5 de junio, la FAO llamó a un doble abordaje del tema, para alimentar a los grupos más vulnerables, como también dar un impulso de largo plazo a la agricultura para contrarrestrar los altos precios y la volatilidad del mercado.

Los valores de los alimentos, en su nivel más alto en cerca de 30 años en términos reales, han provocado protestas y disturbios en algunos países en vías de desarrollo y compras por pánico en algunos lugares del mundo desarrollado.

Sin embargo, los altos precios también alientan a los agricultores a aumentar la producción, afirmó la FAO.

"Este es un momento único en la historia: por primera vez en 25 años, un incentivo fundamental -los altos precios de las materias primas alimentarias- está presente para estimular al sector agrícola", dijo en un comunicado el director general de la FAO, Jacques Diouf.

Los gobiernos y las organizaciones internacionales deberían aumentar la inversión pública en "áreas descuidadas por mucho tiempo", como la infraestructura agrícola y la investigación , y crear un ambiente favorable para las inversiones privadas, sostuvo la agencia con sede en Roma.

La FAO pidió a los líderes mundiales que reconsideren las restricciones a las exportaciones y otras medidas de política comercial unilaterales que apuntan a incrementar los suministros domésticos de alimentos, debido a que "pueden exacerbar la inestabilidad de los precios en los mercados mundiales y afectar la seguridad alimentaria en otros países".

La FAO también exhortó a los líderes mundiales a considerar los desafíos del cambio climático global y reexaminar el rol de los biocombustibles, que han contribuido a la escalada de las materias primas agrícolas.

Las acciones inmediatas para ayudar a los pobres del mundo requerirían la distribución directa de alimentos, subsidios a los alimentos, transferencias de dinero y programas nutricionales, incluidas las comidas en escuelas.

La protección social debería fortalecerse para los grupos vulnerables, incluyendo a los niños, las mujeres embarazas y los ancianos.

El Programa Mundial de Alimentos de la ONU ha pedido 772 millones de dólares para financiar estas actividades de emergencia, precisó la FAO.

Al mismo tiempo, deberían tomarse medidas urgentes para aumentar la producción local de alimentos -como la distribución de semillas, fertilizantes, forraje y otros insumos- a través de vales o "subsidios inteligentes" entre los agricultores de pequeña escala de los países pobres.

La FAO indicó que pidió 1,700 millones de dólares para financiar tales medidas.

Ahora ve
No te pierdas