El oro negro venezolano, a la baja

El país necesita invertir para aumentar su producción pues registra una tendencia descendente; un experto sostiene que Venezuela debe invertir por lo menos 7 mil millones de dólares al año.
Venezuela tiene reservas probadas de 130,000 millones de bar  (Foto: )
CARACAS (Notimex) -

Las grandes reservas de petróleo que tiene Venezuela servirán de poco si el país carece de las inversiones necesarias para aumentar su producción, que registra una tendencia descendente, afirmó el experto José Toro Hardy.

En entrevista con Notimex, Toro Hardy, ex miembro principal del directorio del monopolio estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), afirmó que este país sudamericano "tiene petróleo para los próximos 350 años", con reservas probadas de 130 mil millones de barriles.

Sostuvo que de ese total de reservas probadas, 80 mil millones de barriles corresponden a crudo ligero, a lo que se suman unos 250 mil millones de barriles probables en la Faja del Orinoco, situada en el extremo sur de la cuenca oriental.

Toro Hardy advirtió, sin embargo, que "de poco servirían esas reservas" al quinto país productor mundial de crudo si se continúa sin invertir lo necesario en materia de producción de petróleo, que en la actualidad llega a 3.2 millones de barriles diarios.

Venezuela es además el octavo país con mayores reservas mundiales de gas natural, calculadas en 180 billones de pies cúbicos, según estimaciones oficiales.

"El único problema es que nada ganamos con el petróleo en el subsuelo", añadió el también economista y catedrático de la privada Universidad Metropolitana, al abogar por una mayor inyección de capitales en el sector para incrementar la producción de crudo.

Toro Hardy comentó que "para que el petróleo se transforme en riqueza, para que los recursos del petróleo puedan ir a resolver los problemas sociales y promover el crecimiento, hay que producirlo y para producirlo hay que invertir".

"Esas inversiones son lo que no se ha hecho en los últimos años", denunció Toro Hardy, aunque aclaró que en la actualidad resulta "difícil saber cuánto se está invirtiendo porque las cifras de PDVSA hoy en día son complejas".

El también ex profesor del Instituto de Altos Estudios de Defensa Nacional consideró que "Venezuela debería estar invirtiendo por lo menos siete mil millones de dólares al año en la industria petrolera" y la cifra ahora "debe ser mucho menor".

A juicio de Toro Hardy, PDVSA "dejó de ser una empresa petrolera. Una petrolera explora en busca de petróleo, produce, transporta, refina petróleo, pero en PDVSA se está gastando mucho más en cuestiones de carácter social que en la actividad misma petrolera".

Agregó que la política del gobierno del presidente Hugo Chávez de destinar recursos de la principal empresa nacional para que se encargue de importar y distribuir alimentos o a apoyar planes educativos y de salud, "será contraproducente en el mediano plazo".

El ministro de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, informó en mayo pasado que Venezuela aumentó en 30 mil millones de barriles sus reservas probadas de petróleo a finales de abril, para colocarlas en 130 mil millones de barriles.

"Tenemos la meta de llegar para el año de 2009 a la cifra de certificar 235 mil millones de barriles de petróleo", que puso a disposición de los países sudamericanos para el desarrollo futuro de la región, añadió Ramírez.

El también presidente de PDVSA indicó que en la Faja del Orinoco, de más de 50 mil kilómetros cuadrados, se producen unos 600 mil barriles diarios de crudo.

Esa producción actual corresponde a la explotación de empresas mixtas de PDVSA con petroleras extranjeras como la española Repsol, la francesa Total, la británica British Petroleum, la noruega Statoil y la estadounidense Texaco.

Toro Hardy insistió que "esas reservas (de crudo) podrían servir de poco, porque como marchan las cosas (en materia de nuevos combustibles, como el etanol), el petróleo dejará de ser atractivo en pocas décadas".

Ahora ve
No te pierdas