Irán niega ataque en su contra

El país desmintió los rumores de una agresión israelí en contra de sus instalaciones nucleares; el temor de que un conflicto militar provocara desabastecimiento afectó el precio del crudo.
TEHERÁN (CNN) -

Irán desmintió los rumores sobre un ataque a sus instalaciones nucleares por parte de Israel, a causa de su programa nuclear.

La disputa entre Occidente y la república islámica ha avivado temores de una confrontación militar que podría interrumpir el abastecimiento de petróleo. La semana pasada, un informe dijo que Israel practicó un posible ataque contra sitios nucleares iraníes.

Pero un funcionario iraní de alto rango negó el martes los rumores de un ataque israelí contra su país, después de que las versiones sobre los supuestos ejercicios isralíes hicieron caer las acciones y subir el precio del petróleo.

"No ha tenido lugar ningún ataque contra instalaciones nucleares de Irán", refirió el funcionario. En Jerusalén, un portavoz del Ejército israelí dijo: "No estamos al tanto de ningún incidente de ese tipo en Irán".

Israel, que se cree ampliamente tiene el único arsenal atómico de Oriente Medio, ha descrito el programa nuclear de Irán como una amenaza a su existencia.

Las potencias occidentales sospechan que Irán, cuarto mayor exportador de petróleo del mundo, pretende construir armas nucleares, algo que Teherán niega.

El lunes, las 27 naciones de la UE acordaron nuevas medidas punitivas contra empresas e individuos particulares que Occidente dice están vinculados a los programas nucleares y balísticos de Irán.

Las nuevas sanciones incluyen la congelación de activos del mayor banco estatal de Irán, el Bank Melli, y prohibiciones de visas a funcionarios de alto rango, incluyendo el ministro de Defensa, Mostafa Mohammad Najjar, y Gholamreza Aghazadeh, director de la Organización de Energía Atómica iraní.

Irán dijo que las nuevas sanciones que le impuso la Unión Europea podrían dañar los esfuerzos diplomáticos para resolver la larga disputa por sus actividades nucleares.

El portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, Mohammad Ali Hosseini, condenó como "ilegales" las recientes sanciones acordadas por el bloque, un socio económico importante de Teherán incluso a pesar de que los volúmenes comerciales han disminuido.

Añadió que las actividades nucleares de Irán no disminuirían debido a las recientes medidas.

Ganancias por petróleo

Hosseini añadió que las sanciones fortalecerán la determinación de Irán "a establecer sus derechos obvios y no ayudarán a crear una atmósfera apropiada para resolver el asunto a través de canales diplomáticos".

El funcionario se refería con ello a propuestas separadas de Irán y de seis potencias mundiales que pretenden desactivar una larga disputa que ha incidido en récord de los precios del petróleo.

El jefe de política exterior de la UE, Javier Solana, entregó a Irán el 14 de junio una oferta con beneficios comerciales y de otro tipo auspiciada por Estados Unidos, Rusia, China, Gran Bretaña, Alemania y Francia para tratar de convencer a la nación islámica de suspender el enriquecimiento de uranio.

Irán ha presentado su propio paquete de propuestas que apuntan a resolver la disputa, pero diplomáticos dicen que ignora la preocupación global sobre su programa de enriquecimiento.

Analistas dicen que compañías occidentales se están volviendo más cautelosas respecto de invertir en Irán, incluso pese a sus inesperadas ganancias por las exportaciones de crudo, que su ministro de Petróleo estima en 6,000 millones de dólares por mes, que están ayudando a amortiguar el impacto de las sanciones.

El presidente Mahmoud Ahmadinejad, que se espera ampliamente que se presente para la reelección en el 2009, también está bajo mayor presión política en casa por no lograr controlar la inflación anual del 25%.

Irán insiste en que su programa nuclear sólo tiene fines pacíficos y que busca generar energía para exportar más de su petróleo.

Las Guardias Revolucionarias de Irán advirtieron el martes que darán una respuesta "severa" si la república islámica es atacada.

"Las Guardias Revolucionarias de Irán están hoy en la mejor forma para defender a la república islámica y la revolución islámica y es por esto que el enemigo, con todas sus capacidades, no puede confrontarnos", dijo el comandante en jefe de la fuerza, Mohammad Ali Jafari, citado por una agencia oficial de noticias.

Ahora ve
No te pierdas