La Bolsa de China, a nuevos mínimos

El mercado accionario cerró operaciones con una baja de 3.09%, para llegar a 2,651 unidades; la Bolsa de Shanghai se encuentra en su nivel más bajo en los últimos 16 meses.
SHANGHAI (CNN) -

Las acciones de China se hundieron la jornada de este martes más de 3%, a nuevos mínimos de cierre de 16 meses, empujadas por los títulos financieros e inmobiliarios, por temores a un alza de las tasas de interés y una excesiva liquidez de títulos por ofertas públicas iniciales.

El índice Shanghai Composite cerró con una baja de 3.09%, a 2,651 puntos, cerca de un mínimo intradiario de 2,644. De este modo, se situó un 57% por debajo del máximo histórico de octubre.

Nuevos rumores de que el banco central pronto podría subir las tasas de interés para combatir la inflación golpearon al mercado.

Además, la preocupación por la oferta y la demanda de acciones fue alimentada por la decisión de las autoridades de aprobar a última hora del lunes dos grandes ofertas públicas iniciales (OPI).

Técnicamente, el índice quebró un área de apoyo de entre los 2,723 y los 2,732 puntos, sus mínimos de fines de febrero y marzo del 2007, que había tocado en varias oportunidades durante el último mes.

El quiebre podría, en los próximos días o semanas, provocar que la bolsa siga cayendo hasta el mínimo de febrero del 2007 de 2,541 puntos, creen los analistas.

"Los inversionistas no tienen ayuda ni confianza para conseguir dinero, en un mercado donde nadie puede identificar un piso", comentó Zhou Lin, analista de Huatai Securities.

El volumen de operaciones con títulos clase A en Shanghai fue minúsculo, de 42,900 millones de yuanes (6,300 millones de dólares), frente a unos 40,400 millones de yuanes del lunes, que fue su mínimo desde diciembre del 2006. Los descensos en Shanghai superaron ampliamente a las alzas por 758 a 147.

Las valuaciones de muchas acciones líderes chinas han descendido a niveles donde ya no son tan costosas en comparación con los mercados extranjeros, dicen varios administradores de fondos. Pero a medida que entra el pánico al mercado, todo rebote es acompañado por presiones de venta.

Ahora ve
No te pierdas