El crudo sube a 131.63 dólares

Los precios del energético abrieron la sesión al alza ante la expectativa por la tormenta Dolly el fracaso de las negociaciones entre Irán y Occidente también genera nerviosismo en los mercad
NUEVA YORK (CNN) -

Los futuros del crudo estadounidense subían más de 3 dólares en el comercio electrónico de la mañana del lunes, porque la tormenta tropical Dolly se dirigía hacia el Golfo de México y tras el infructuoso diálogo nuclear del fin de semana entre Irán y potencias mundiales.

En la Bolsa Mercantil de Nueva York, el crudo para entrega en agosto subía 2.75 dólares o 2.13%, para llegar a 131.63 dólares el barril

La tormenta tropical Dolly, que se dirigía hacia la Península de Yucatán en México, también apoyaba al mercado, debido a que pasaría justo al norte del gigantesco yacimiento mexicano de Cantarell.

"El resultado de la reunión en Ginebra con Irán fue bastante decepcionante y fue el principal factor que impulsó a los precios del crudo durante la mañana", dijo David Moore, analista de materias primas del Commonwealth Bank of Australia en Sídney.

"Los mercados estaban sumamente esperanzados el viernes de que se lograra alguna resolución", agregó.

Importantes potencias dieron el sábado a Irán dos semanas para que responda a las demandas de que abandone su programa nuclear o afronte sanciones más duras.

Pero las conversaciones fueron no concluyentes pese a la histórica participación de Estados Unidos.

La reciente guerra de palabras entre Irán y Occidente sobre el programa nuclear de Teherán ha contribuido con las tensiones en Oriente Medio que llevaron al crudo a un récord de 147.27 dólares el barril el 11 de julio.

El petróleo ha duplicado su precio en el último año y ha ganado cerca de 50% desde inicios del 2008, porque las expectativas de una estrechez de la oferta en el largo plazo alentaron la entrada de inversores al mercado.

Los precios han retrocedido unos 19 dólares desde el récord alcanzado el 11 de julio, presionados en parte por las preocupaciones en torno a la frágil economía de Estados Unidos, el mayor consumidor mundial de energía.

Ahora ve
No te pierdas