India y EU piden salvar meta de OMC

Ambas naciones esperan continuar las negociaciones tras el fracaso de la Ronda de Doha; los subsidios al agro y la importación de alimentos generaron distanciamientos en los debates.
Susan Schwab, representante comercial de EU, reiteró la disp
GINEBRA (CNN) -

Estados Unidos e India dijeron este miércoles que esperaban continuar los avances logrados antes del colapso de las negociaciones comerciales internacionales, pero volvieron a chocar en el tema que provocó el fracaso.

"Nos gustaría creer que aquí hay un progreso sobre el cual podemos avanzar", dijo a los reporteros la representante comercial de Estados Unidos, Susan Schwab, un día después de que terminara en un fracaso el último esfuerzo para rescatar a la Ronda de Doha de la Organización Mundial del Comercio (OMC).

"Pusimos ofertas significativas en la mesa. Si otros estuvieran preparados para seguir adelante y responder a esas ofertas de una manera significativa, nosotros estaremos allí", dijo Schwab.

Los negociadores habían trabajado de manera febril en los últimos seis meses para resolver cuestiones agrícolas y manufactureras que bloqueaban el avance en la ronda, que ya llevaba casi siete años de negociaciones.

Los ministros de Comercio de unos 30 miembros clave de la OMC se reunieron en Ginebra el 19 y el 20 de julio para tratar de finalizar esa tarea, pero no lograron hacerlo después de nueve días de intensas conversaciones.

"Insto al director general (de la OMC) para que trate esto como una pausa, no un quiebre, para mantener sobre la mesa lo que ya está allí", dijo el ministro de Comercio de India, Kamal Nath, advirtiendo a los países en desarrollo que no "dejen pasar" un acuerdo potencialmente valioso.

Pero Schwab y Nath, en conferencias de prensa por separado, no mostraron señales de zanjar las diferencias sobre el tema que provocó la caída de las discusiones, la cuestión de cuándo se debería permitir que los países en desarrollo impongan restricciones de emergencia sobre las importaciones de alimentos.

Schwab dijo que Washington ya había hecho una concesión mayor al acordar un paquete de compromisos diseñado por el director general de la OMC, Pascal Lamy, que permitiría que los países en desarrollo eleven los aranceles por encima de los actuales niveles máximos cuando las importaciones crezcan un 40%, comparado con un promedio móvil en tres años.

Eso hubiera permitido a China, que aceptó grandes rebajas de aranceles agrícolas cuando se unió en el 2001 a la OMC, elevar los aranceles sobre los granos de soja en ocho de 10 años, y a India subir los derechos sobre el aceite de palma en tres de seis años, dijo la funcionaria.

"Ustedes pueden imaginar que cualquier número debajo (de 40%) se hubiera convertido en un 'vale todo', con países en desarrollo elevando las barreras todos los años", dijo Schwab.

India había pedido un nivel de 15% de crecimiento de las importaciones para permitir que los países más pobres contengan rápidamente una oleada de importaciones.

Grupos en representación de unas 100 naciones en desarrollo creían firmemente que la "vulnerabilidad de los agricultores pobres no se podía negociar a cambio de los intereses comerciales de los países desarrollados", dijo Nath.

Un alto funcionario de la Unión Europea dijo que Estados Unidos había sido inflexible en las discusiones sobre la salvaguarda, mientras que India y China habían mostrado cierta disposición a hallar un compromiso.

"Ellos no eran muy flexibles pero empezaron a mostrar algunas señales de movimiento. Pero Estados Unidos se aferró a su posición", dijo el funcionario.

Ahora ve
No te pierdas