La economía de España pisa el freno

El país europeo creció una décima en el segundo trimestre del año por la baja en la demanda int analistas prevén que España eluda una recesión técnica tras dos trimestres consecutivos a la ba
MADRID (CNN) -

Pese a que la economía española creció en el segundo trimestre a su ritmo intertrimestral más lento en 15 años golpeada por la débil demanda nacional, alejó el sombrío horizonte de una pronta recesión al mantenerse aún en un terreno de una leve expansión.

El Instituto Nacional de Estadística dijo el jueves que el Producto Interior Bruto (PIB) creció una décima intertrimestral entre los meses de abril y junio frente a un crecimiento del 0.3% en el primer trimestre.

Por su parte, la tasa interanual creció un 1.8% desde el 2.7% del trimestre anterior.

Estas cifras superaron las arrojadas en el compendio de previsiones compiladas, pero se ajustaron a las proyecciones del Banco de España, organismo monetario nacional, divulgadas en su boletín económico de julio/agosto.

El INE dijo que la desaceleración económica había venido fundamentalmente de la mano de la demanda nacional en un contexto donde el sector exterior habría tenido una contribución positiva.

"Lo mejor es que no ha habido un crecimiento negativo como pronosticaban algunas casas de análisis, pero los próximos trimestres van a ser muy complicados porque el mercado laboral está teniendo un ajuste muy rápido y eso afecta al consumo y probablemente también a la inversión", dijo Alfonso García-Yubero, economista de Banif.

Pese al fuerte frenazo del crecimiento doméstico, España fue la única economía entre las cuatro más grandes de la zona del euro que creció en el segundo trimestre lo que contrastó con la contracción registrada en Alemania, Francia e Italia en ese mismo periodo.

El Gobierno, que ha reconocido las dificultades que ensombrecen el panorama económico del país, ha interrumpido sus vacaciones de agosto para adoptar el mismo jueves medidas de reactivación económica que abarcan a prácticamente todos los sectores de la actividad y que se extenderán durante los dos próximos años.

Entre tales medidas, el Ejecutivo pretende dar un impulso a las pequeñas y medianas empresas facilitando su financiación y apuntalar el sector de la vivienda protegida facilitando el acceso a la financiación de la misma.

Recesión inevitable

Pero, a pesar de los esfuerzos del Gobierno para espolear la actividad económica y del momentáneo desafío del PIB doméstico a la corriente contractiva instalada entre las principales economías de la eurozona, analistas consideran poco probable que España eluda una recesión técnica, definida como dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo.

"Contamos con una recesión suave..., contamos con dos trimestres consecutivos de contracción", dijo Susana García, economista de Deutsche Bank.

El ministro de Economía y Hacienda Pedro Solbes dijo recientemente que el periodo complicado para la economía española llegaría entre el cuarto trimestre de este año y el primero del próximo.

Además del desplome de las dos motores tradicionales del crecimiento español -la construcción y el consumo- economistas dijeron que el escenario internacional tampoco era el más propicio para esperar una ayuda exterior.

"La economía del euro está muy floja y pronto podría entrar en una recesión. Esto no es el mejor escenario para nuestra economía", dijo un analista.

Ahora ve
No te pierdas