Warren Buffett resalta labor de Paulson

El inversionista dijo que el rescate de Freddie y Fannie es el más sensato para el país; sin embargo, los expertos mencionan que el rescate no resuelve todos los problemas financieros.
La Casa Blanca dijo que las hipotecarias no han aprovechado
TOKIO/BASILEA/NUEVA YORK (CNN) -

El millonario estadounidense Warren Buffett dijo el lunes que el secretario del Tesoro, Henry Paulson, "hizo exactamente lo que había que hacer", en referencia a un plan de rescate de las financieras hipotecarias Fannie Mae y Freddie Mac.

El magnate, propietario del grupo de inversiones Berkshire Hathaway, sostuvo que es "el mejor acuerdo y el más sensato disponible en este momento".

Buffett dijo "no cambiaría nada del plan", y señaló que para que el Tesoro pierda algo, las acciones preferentes y ordinarias tienen que ser aniquiladas.

El rescate "puede costarle algún dinero" al Tesoro, pero menos que otras alternativas, añadió.

Para el multimillonario inversionista, las pérdidas del Tesoro estarán determinadas por cuán grande sea el derrumbe de la industria y añadió que las actividades de portafolio eran las que realmente estaban en problemas.

El rescate "no resuelve todos nuestros problemas ni nada por el estilo", puntualizó.

El Gobierno estadounidense anunció el domingo que tomó el control de las dos gigantes hipotecarias, lanzando lo que podría ser el mayor rescate financiero de la historia estadounidense, para apuntalar el sector inmobiliario y evitar más turbulencias en los mercados.

El líder del Banco Central Europeo elogió la medida tomada por el gobierno de EU y dijo que es bienvenida bajo la actual circunstancia.

Tras una reunión sobre economía en el Banco Internacional de Pagos (BIS, por sus siglas en inglés), Jean-Claude Trichet, que preside el encuentro, dijo: "Es una decisión bienvenida, teniendo en cuenta las circunstancias".

Asia toma un nuevo respiro

China y Japón, los mayores compradores de bonos de Freddie Mac y Fannie Mae, celebraron a Washington por el rescate de los golpeados gigantes hipotecarios.

Pero los inversionistas no guardaban ilusiones de que esa medida fuera suficiente para poner fin a los problemas de los mercados globales del crédito.

Mientras las alicaídas acciones del sector financiero repuntaban, y los inversores vendían los seguros títulos públicos, los analistas advertían que el plan anunciado el domingo era más una señal del grave estado del sistema financiero global, que de una recuperación inminente.

"Nos cuesta ver cómo puede ser positivo para los mercados que la mano pesada del Gobierno sea necesaria en tal grado", dijo un economista de Merrill Lynch, David Rosenberg.

Los beneficiarios de largo plazo más probables serían los tenedores de los bonos de Freddie y Fannie, que el viernes se negociaron un punto porcentual entero por encima de los bonos del Gobierno de Estados Unidos. El lunes, efectivamente eran tan seguros como la deuda pública estadounidense.

"Tendrá un impacto positivo en la economía mundial pues alivia las preocupaciones sobre la economía de Estados Unidos a través de una mayor estabilidad de los mercados financieros estadounidenses", dijo el ministro de Finanzas japonés Bunmei Ibuki.

El secretario del Tesoro estadounidense Henry Paulson explicará los detalles del rescate ante sus pares en el Grupo de los Siete países más desarrollados, incluido Ibuki, el lunes por la noche, agregó el funcionario de Japón.

Los bancos UBS y Mizuho Financial, dos víctimas de la crisis del crédito, que ya lleva un año, subían el 10% y el 11% respectivamente, liderando grandes recuperaciones de las entidades financieras de Europa y Asia.

Las firmas financieras han registrado pérdidas relacionadas con el crédito y amortizaciones por más de 500,000 millones de dólares desde que los mercados del crédito se paralizaron hace un año, tras una ola de incumplimientos de pagos hipotecarios en Estados Unidos.

"Prevemos que la medida lleve a estabilizar el mercado de MBS (siglas en inglés de valores respaldados por hipotecas) de Estados Unidos, el mercado financiero y el mercado financiero internacional", dijo el gobernador del Banco de Japón Masaaki Shirakawa en Basilea.

De acuerdo con los datos del Tesoro de Estados Unidos, Japón es el segundo mayor acreedor de la denominada "deuda de agencias" de Estados Unidos, con 229,000 millones de dólares, después de China, que a mediados del 2007 tenía 376,000 millones de dólares.

"Diferentes personas pueden tener distintas respuestas. Desde mi punto de vista, esto es positivo", dijo por su parte el gobernador del banco central chino Zhou Xiaochuan.

Al salir al rescate de instituciones que poseen o garantizan casi la mitad de la deuda hipotecaria estadounidense, que asciende a un total de 12 billones de dólares, Washington ha eliminado una fuente de ansiedad que ha acosado a los mercados y empujó a Japón, Europa y Estados Unidos hacia la recesión.

Como parte del rescate, el Tesoro de EU asumió 1,000 mdd en acciones preferenciales senior en cada una de las dos compañías de financiamiento hipotecario, pero su participación accionaria podría llegar hasta 100.000 millones de dólares en cada una.

Ahora ve
No te pierdas