El rescate en EU costará 700,000 mdd

El proyecto de ley prevé que el gobierno de EU compre deudas incobrables a cualquier institució la iniciativa también solicita un aumento en el límite de deuda estadounidense a 11.3 billones.
Wall Street vivió un “viernes negro”. (Archivo)  (Foto: )
WASHINGTON (AP) -

El gobierno del presidente George W. Bush pidió al Congreso que le permita adquirir 700,000 millones de dólares en hipotecas morosas e innegociables como parte del mayor rescate financiero en Estados Unidos desde la época de la Gran Depresión, según el borrador de la propuesta.

El plan otorgará al gobierno amplios poderes para comprar a cualquier institución financiera norteamericana deudas consideradas incobrables en el curso de los dos próximos años.

Bush prometió trabajar diligentemente con el Congreso para aprobar rápidamente el plan.

El mandatario indicó que decidió actuar con contundencia en cuanto comprendió la magnitud de la crisis financiera e insistió que es esencial que el plan de rescate tenga el peso suficiente para encarar todos los problemas derivados.

Bush explicó que su primer instinto fue dejar que el mercado libre se encargada de solucionar la situación, y no ofrecer un enorme plan gubernamental de rescate. Empero, fue luego informado por los especialistas quienes sostuvieron que el problema era de tal magnitud y gravedad que era necesaria una infusión masiva de fondos públicos.

Un borrador de la propuesta cifra el costo del plan en 700,000 millones de dólares.

Según el borrador, la Casa Blanca pidió permiso al Congreso para adquirir por 700,000 millones de dólares hipotecas morosas que nadie en Wall Street quiere financiar, dentro del mayor rescate financiero en Estados Unidos desde la Gran Depresión.

Bush habló en la Casa Blanca tras dialogar con el presidente de Colombia, Alvaro Uribe, sobre un acuerdo de libre comercio con el país sudamericano.

"Trabajaremos con el Congreso para finalizar con premura el proyecto de ley", dijo Bush.

El plan dará al gobierno amplios poderes para adquirir las deudas invendibles de cualquier institución financiera estadounidense a lo largo de dos próximos años. Además, ampliará al límite estatutario de la deuda nacional de 10.6 billones a 11.3 billones — lo que permitirá financiar el masivo plan de rescate.

El borrador no especifica lo que obtendrá el gobierno a cambio de las instituciones financieras auxiliadas con fondos del erario.

"He encontrado un consenso común sobre la severidad del problema y sobre la necesidad de actuar rápidamente y creo que así lo haremos", dijo Bush a los periodistas. "Es un amplio plan porque se trata de un gran problema".

El mandatario indicó temer que los problemas financieros "puedan hacerse sentir" en el resto de la economía y acaben afectando al ciudadano medio. "El riesgo de hacer nada compensa con mucho el riesgo del plan, y con el tiempo recuperaremos una gran parte de ese dinero".

Bush agregó que la gente "comienza a dudar de nuestro sistema, la gente estaba perdiendo la confianza y comprendo lo importante que es que reine la confianza en nuestro sistema financiero".

"En mi opinión, y siguiendo el consejo de muchas personas que saben cómo funcionan los mercados, este problema no iba a afectar solamente a la comunidad financiera", insistió el presidente. Agregó que le preocupaba la "calle mayor" del país (Main Street), ya que lo que ocurre en "Wall Street afecta a Main Street."

 

Ahora ve
No te pierdas