Acuerdo preliminar en EU para el rescate

El Congreso de EU asegura tener las pautas de un plan que podría aprobarse antes del miércoles; las voces discordantes al proyecto se niegan a rescatar a Wall Street a costa de los contribuye
Se espera que el proyecto de rescate financiero sea aprobado
WASHINGTON (Agencias) -

Legisladores estadounidenses trabajaban el domingo en concluir un acuerdo destinado a crear un fondo gubernamental para comprar deudas tóxicas a los bancos en problemas y contener la crisis crediticia, pero es poco probable que el Senado lo vote antes del miércoles, dijeron fuentes.

En tanto, mientras los mercados globales observaban con atención cualquier movimiento en Washington, los reguladores europeos luchaban por evitar el colapso de dos bancos.

Los líderes de ambos partidos en el Congreso presentaron temprano el domingo un acuerdo tentativo en torno al plan.

Sin embargo, crecen las dudas sobre si el paquete de rescate, que contempla el uso de 700,000 millones de dólares sacados de fondos de los contribuyentes para pagar deuda tóxica, devolvería la confianza en los mercados y alejaría el peligro de una desaceleración mayor.

La Cámara de Representantes votará el proyecto el lunes, dijo el presidente de la Comisión de Servicios Financieros de la Cámara baja, Barney Frank.

No obstante, el Senado enfrenta problemas más complejos para aprobar la legislación, y fuentes cercanas al proceso señalaron que es poco probable que la votación ocurra antes del miércoles.

Los republicanos del Congreso se mostraron cautos en torno al acuerdo, elevando las posibilidades de que los mercados inicien la semana con incertidumbre acerca de la forma final de la propuesta, el mayor rescate en la historia de Estados Unidos.

En otro signo de turbulencia económica global, el ministro de Presupuesto y Tesoro de Luxemburgo, Luc Frieden, dijo el domingo que el banco Fortis sería vendido a una institución financiera extranjera, o que Bélgica, Luxemburgo u Holanda comprarían una participación o una división del prestamista.

El presidente del Banco Central Europeo, Jean-Claude Trichet, se unió a las conversaciones de emergencia entre legisladores belgas y holandeses para discutir el destino de la institución.

En Londres, en tanto, los reguladores se preparaban para nacionalizar el atribulado prestamista hipotecario Bradford & Bingley, y discutían la venta de sus activos, dijeron fuentes familiarizadas con el tema.

Apoyo calificado

Los líderes de ambos partidos en el Congreso presentaron temprano el domingo un acuerdo tentativo en torno al plan, que cambia partes claves del programa de rescate propuesto inicialmente por la Casa Blanca.

Sin embargo, los legisladores no han visto la forma final del plan de rescate, y los republicanos de la Cámara de Representantes advirtieron que no aprobarían el proyecto hasta estar seguros de que cambiaría ciertos costos a una nueva forma de respaldo de deuda tóxica financiada por Wall Street.

En tanto, ambos candidatos a la presidencia ofrecieron su apoyo al plan de rescate, un asunto que amenaza con opacar sus campañas a menos de seis semanas de las elecciones.

"Esto es algo que todos tendremos que digerir difícilmente y seguir adelante", dijo el republicano John McCain en una entrevista con el canal de televisión ABC. "La opción de no hacer nada es simplemente una opción inaceptable", agregó.

Por su parte, el demócrata Barack Obama señaló que posiblemente apoyaría el paquete. "Me inclino a apoyarlo", dijo en el programa de CBS, 'Face the Nation'.

"Debemos recordar cómo llegamos aquí. No tanto indicar culpas, sino que entender las opciones que enfrentará el próximo presidente", indicó.

Con muchos estadounidenses temerosos de perder sus casas por embargo, los legisladores buscaban una respuesta de raíz al rescate de Wall Street, a quien muchos culpan por sobrecalentar el mercado inmobiliario al extender malos préstamos.

En las últimas horas de las negociaciones, demócratas y republicanos agregaron salvaguardas para los contribuyentes y previsiones que permitirían al Gobierno recuperar los fondos si los precios de las casas suben y el valor de sus tenencias de activos tóxicos se eleva.

Preocupación global

Los inversores globales temen que la crisis financiera iniciada en Wall Street tras el colapso del mercado inmobiliario estadounidense tenga un potencial efecto dominó, y se propague hacia el resto del mundo.

El primer ministro chino, Wen Jiabao, dijo en una entrevista con CNN que la crisis estaba destinada a tener un impacto en China y el resto de Asia, y agregó que espera que Washington estabilice rápidamente su economía y sus finanzas.

Pekín está preocupado por el impacto que podría tener la agitación financiera estadounidense en sus inversiones, pero indicó que es el momento para cooperar en calmar los mercados.

En tanto, reguladores bancarios internacionales se reunieron en Amsterdam para evaluar la situación financiera, y deberían realizar una sesión informativa el lunes.

Las turbulencias de los mercados financieros agregaron urgencia a las negociaciones en torno a un plan de rescate.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El anuncio de una pauta para el plan de rescate el domingo puso fin a una semana tumultuosa en la que en un momento el acuerdo parecía inminente, y al otro era una posibilidad lejana.

 

Ahora ve
Chester Bennington, el vocalista de Linkin Park, murió
No te pierdas
×