El mundo se acerca a una recesión: FMI

La tormenta financiera pone al borde de la recesión a Estados Unidos y Europa, dijo el Fondo; las economías del planeta enfrentan la conmoción más violenta desde la Gran Depresión de 1930.
El FMI dio este miércoles su peor pronóstico económico en añ  (Foto: )

En su peor pronóstico en años, el Fondo Monetario Internacional dijo el miércoles que la economía mundial se dirige a una caída de proporciones mayores, en momentos en que Estados Unidos y Europa ya están en, o al borde, de una recesión.

El FMI dijo que la conmoción financiera, que aún sigue en desarrollo y ha sido la más violenta desde la Gran Depresión de la década de 1930, tendrá un fuerte peso sobre la actividad económica, mientras los mercados enfrentan una crisis de confianza y el crédito a nivel global se ha cortado.

"La economía mundial ahora está entrando en un declive mayor de cara al 'shock' más peligroso para los mercados financieros maduros desde la década de 1930", dijo el FMI en su Panorama Económico Mundial.

La evaluación fue escrita previo a un movimiento coordinado de varios bancos centrales del mundo para recortar las tasas de interés en medio punto porcentual el miércoles.

Entre las entidades participantes de la medida se encuentran la Reserva Federal estadounidense, el Banco Central Europeo y los bancos centrales de Inglaterra, Suiza, Canadá y Suecia.

En una acción conjunta, China recortó su tasa clave en 27 puntos básicos y redujo sus requisitos de reservas para los bancos en medio punto porcentual.

En tanto, el nuevo economista jefe del FMI, Olivier Blanchard, dijo que la medida conjunta era un paso en la dirección correcta, pero agregó que se necesitarán nuevos movimientos a medida que la economía se desacelera.

"Cincuenta puntos básicos no son nada", dijo Blanchard en una conferencia de prensa. Sin embargo, indicó que la política monetaria era sólo parte de la respuesta, y sostuvo que se necesitarán nuevas acciones para estimular los mercados crediticios.

"Se necesita más, particularmente en Europa", dijo.

En una entrevista con Reuters, Blanchard expresó que la serie de problemas de las últimas semanas convenció a los encargados de establecer la política monetaria que es tiempo de trabajar en conjunto para encontrar una forma de superar la crisis, que ya se ha prolongado por 14 meses.

"Los sucesos enfocaron la mente", indicó Blanchard, quien agregó que "lo absolutamente esencial para resolver la crisis financiera es la percepción del público y los mercados de que existe un plan coherente".

Trabajando para evitar la recesión

En su informe semestral de Panorama Económico Mundial, el FMI rebajó sus estimaciones para el crecimiento mundial a 3%, lo que sería el menor ritmo en siete años, desde una proyección de 3.9% en julio, y advirtió que una recuperación sería inusualmente lenta.

En el reporte, el FMI indicó que el crecimiento de este año sería de 3.9%, levemente inferior al 4.1% proyectado en julio.

Si bien la economía mundial está inusualmente frágil, Blanchard dijo a los periodistas que hay pocas posibilidades de que ocurra una depresión en la economía global, siempre y cuando los líderes adopten rápidamente políticas para enfrentar los problemas en los mercados.

"Si se ponen en marcha las políticas adecuadas, entonces la probabilidad de una gran depresión es muy pequeña", señaló.

De acuerdo con el economista, los líderes en Europa están experimentando "algunas dificultades" para acordar la mejor estrategia, pero la situación en los mercados financieros los está obligando a actuar más rápido.

"Si tienen éxito, el riesgo de una gran depresión es casi nulo", sostuvo.

La crisis se propaga

El FMI culpó a las relajadas políticas económicas y regulatorias por los actuales problemas, diciendo que probablemente permitieron que la economía global "excediera el límite de velocidad". Al mismo tiempo, los flujos de los mercados, combinados con políticas defectuosas, permitieron el desarrollo de la crisis.

Ahora, el mundo está a punto de pagar el precio.

El FMI creía que las economías en desarrollo podrían librarse de cualquier propagación de la crisis crediticia, pero ahora su percepción ha cambiado.

En su más reciente reporte, el organismo de supervisión global advirtió que las economías emergentes y en desarrollo también se están desacelerando, en algunos casos, a tasas bastante por debajo de la tendencia.

Al mismo tiempo, la combinación de altos precios del petróleo y alimentos llevó la inflación a niveles no vistos en una década, dijo el Fondo, cobrando un costo especialmente alto en el mundo en desarrollo, donde el gasto familiar en alimentos es bastante alto.

En las economías avanzadas, las alzas en los precios del petróleo también se sintieron, pero las presiones de precios parecen estar contenidas.

El desafío inmediato para los encargados de establecer la política monetaria es estabilizar los mercados crediticios, al mismo tiempo que debe cuidar a las economías durante la desaceleración global y mantener la inflación bajo control, indicó el FMI.

EU se frena fuertemente

En tanto, el Fondo ve que Estados Unidos frenará fuertemente su crecimiento económico, y advirtió que existe una alta probabilidad de recesión.

Para todo el próximo año, el FMI prevé que el crecimiento de Estados Unidos sea de apenas 0.1%.

El futuro a corto plazo de la economía estadounidense, dijo el Fondo, dependerá enormemente de la efectividad de las recientes iniciativas gubernamentales para evitar que la crisis se propague.

En Europa, la crisis estancó el crecimiento, y se necesitan recortes en las tasas de interés, además de medidas decisivas de parte del Gobierno para restaurar la confianza y evitar una desaceleración duradera, dijo el reporte.

Según el FMI, el crecimiento en la zona euro debería descacelerarse a 1.3% en el 2008, cediendo a un débil 0.2% en el 2009.

En tanto, las potencias asiáticas de China e India también experimentarán un menor crecimiento a causa de la debilidad de las exportaciones, pero deberían seguir siendo estimuladas por un sólido consumo privado, indicó.

Ahora ve
No te pierdas