China tolera a fabricantes de piratería

La OMC acusó a las autoridades chinas de no proceder contra quienes piratean CDs y DVDs; pero reconoció que las normas chinas contra este delito no violan las del organismo internacion
Las leyes de la piratería en China no se contraponen con las
GINEBRA (AP) -

La Organización Mundial de Comercio (OMC) respaldó en parte a Estados Unidos en una disputa contra China sobre piratería de productos, indicaron funcionarios.

El panel de la OMC acusó a China de no procesar a piratas que copian CDs y DVDs antes de recibir la aprobación de los censores, informó un diplomático que había analizado el fallo interino.

Pero Washington sufrió un contratiempo cuando el panel determinó que los límites chinos para procesar la piratería de productos no violan las normas de la OMC, dijo el funcionario.

Estados Unidos dice que esos límites permiten a los piratas una gran amplitud en sus operaciones y eludir procesos al mantenerse debajo del nivel mínimo de 500 copias.

Las autoridades difirieron en su interpretación de la decisión del panel sobre un tercer punto, concerniente a si los bienes incautados pueden ser reintroducidos al mercado si se les retira el material que infringe la ley.

Un funcionario comercial de Estados Unidos dijo que Washington ganó en ese cargo también, en el que fue favorecido en dos de los tres puntos del caso.

Los funcionarios hablaron a condición de guardar el anonimato debido a las normas de la OMC.

Durante años Washington ha denunciado que China es un santuario para la piratería de productos y la falsificación de marcas, y una de las fuentes mundiales más grandes de productos copiados de manera ilegal.

Estados Unidos planteó el caso el año pasado luego que fracasaron las negociaciones con China para zanjar la disputa. Beijing ha criticado a Washington por plantear el tema ante la OMC, y a advertido que podría dañar las relaciones comerciales entre ambos países.

El fallo interino puede ser cuestionado por ambas partes, y una decisión final podría demorar años en concretarse.

El gobierno de Estados Unidos ha sido presionado por el Congreso para que defienda los intereses norteamericanos ante la OMC debido al alza vertiginosa en el déficit comercial y a la pérdida de empleos en la industria manufacturera.

Ahora ve
No te pierdas