El precio del cobre cae 40%

Analistas dicen que la demanda del metal caerá a cero gracias a la debacle del sector manufactu las expectativas ya hacen estragos: el precio del cobre bajó un 40% desde los 8.94 dólares.
Inversionistas están ilusionados por la prosperidad del cobr
LONDRES (CNN) -

El rápido deterioro de la perspectiva manufacturera en todo el mundo provocó que varios analistas redujeran sus estimados de consumo de cobre para este año y el próximo, pero hasta ahora, pocos creen que el crecimiento de la demanda se torne negativo.

Algunos pronostican que el crecimiento total de la demanda de cobre caerá a cero este año, desde aumentos previos de entre 2 y 3%. Para el año próximo, se prevé que el crecimiento de la demanda caerá por debajo del 3 por ciento desde cerca de un 5%.

"Debería generarse un recorte significativo de la demanda de metales industriales que no se revertirá definitivamente hasta que no repunte la demanda china", dijo Michael Jansen, analista de JP Morgan.

"Lo único que podría cambiar la perspectiva es que obtengamos una recuperación sincronizada en vez de la recesión sincronizada que estamos viendo en este momento", añadió.

Las expectativas de una reducción de la demanda impactaron en los precios del cobre, que se usa en el sector de la electricidad y la construcción y se considera un parámetro de toda la demanda de metales industriales.

Los precios del metal en Londres bajaron un 40% desde un máximo histórico de 8.940 dólares la tonelada registrado en julio, cuando el mercado comenzó a barajar la posibilidad de que China no lograra compensar la deteriorada demanda de Estados Unidos y Europa.

La raíz del problema está en la crisis de los mercados financieros, que se ha agravado en las últimas semanas y provocó una oleada de disminución de las expectativas de crecimiento.

Muchos esperan una recesión en Estados Unidos, Gran Bretaña y la zona euro y creen que el excedente de países emergentes como China va a ser más perjudicial de lo que se había previsto.

"Los eventos de las últimas semanas han cambiado el paisaje económico y, con ello, la perspectiva de la demanda de metales", dijo Gayle Berry, analista de Barclays Capital.

"Parece que no sólo el consumo estadounidense seguirá siendo débil, sino que el consumo europeo ha caído rápidamente y creemos que lo peor aún no pasó", añadió.

Esperanzas rotas
El reciente informe del Fondo Monetario Internacional reforzó la preocupación por la demanda de metales. El organismo prevé que el crecimiento económico global caerá al 3% el año próximo, desde un 3.9% este año y un 5% en el 2007.

Los analistas usan como indicador de la demanda de cobre a la producción industrial, que en el máximo consumidor, China, aumentó apenas un 13 por ciento año a año en agosto, desde más de 15% a comienzos del 2008.

Mientras tanto, la producción industrial en Estados Unidos, el segundo mayor consumidor de cobre, se redujo en un 1.5% en agosto desde el mismo mes el año pasado.

"La producción industrial en el cuarto trimestre va a caer en una base anual", dijo Jansen.

"La caída podría prolongarse hasta el año próximo (.) La verdadera cuestión es el crecimiento de la demanda para el 2009", añadió.

Analistas dicen que las probabilidades de nuevos descensos el año que viene son altas, sobre todo si la demanda china no se recupera.

Esto es, en parte, porque las expectativas de un repunte de la demanda china después de los Juegos Olímpicos fueron decepcionantes.

"Hay evidencia que demuestra que la tendencia a la baja en economías desarrolladas se está expandiendo a China y esto ha roto las esperanzas de una recuperación del consumo post Juegos Olímpicos", dijo Berry.

Otra señal de la debilidad de la demanda son las existencias de cobre en los depósitos de la Bolsa de Metales de Londres, que con más de 209,000 toneladas están a un nivel un 15% mayor que a comienzos de septiembre.

Ahora ve
No te pierdas