La ley de rescate ayuda a contribuyentes

El multimillonario rescate aprobado por Estados Unidos no sólo traerá alivio al sistema bancari el programa también más de 150,000 mdd en deducciones fiscales para personas y empresas.
El SAT anunció facilidades administrativas para los contribu
Amanda Gengler
NUEVA YORK -

Aunque la histórica ley de rescate financiero aprobada en Estados Unidos ha recibido mucha atención, poco se ha dicho sobre los beneficios que ésta aportará a los individuos, y no tanto a los bancos.

El plan de rescate contempla, en algún lugar entre sus cientos de páginas, más de 150,000 millones de dólares en deducciones fiscales para personas y empresas, incluyendo un ‘parche’ temporal al impuesto alternativo mínimo, créditos tributarios para mejorar la eficiencia energética de los hogares y ampliaciones de muchas prestaciones que están por expirar, según indica la firma CCH, especializada en información contable y fiscal.

“Hay cerca de 100 modificaciones al código fiscal. Se trata de una parte de la ley destinada a apoyar al contribuyente, independiente y aparte de los cambios relacionados con el rescate financiero” señala Mark Steber, vicepresidente de recursos tributarios en  Jackson Hewitt, empresa dedicada a preparar declaraciones de impuestos.

Este es un pequeño recuento de las novedades incluidas en la ley:

Cambio en el impuesto mínimo alternativo: El gobierno aprobó un ‘parche’ que se mantendrá vigente sólo este año para evitar que muchos contribuyentes de clase media (cerca de 23 millones de personas) paguen el impuesto mínimo alternativo. La ley eleva el monto que goza de exención fiscal a  69,950 dólares para declarantes conjuntos y cónyuges supérstite, y a 46,200 dólares para declarante solteros.

Condonación de deuda hipotecaria: La ley también trae buenas noticias para los propietarios que han perdido su casa por embargo, la han vendido por una cantidad menor a la deuda o han reestructurado su hipoteca. Tradicionalmente, cuando un acreedor condonaba una deuda hipotecaria la deuda cancelada se trataba como ingreso gravable, por lo que si perdías tu casa aún tenías que pagar una enorme cantidad de impuestos, lo que suponía un golpe doble.

La nueva ley extiende la vigencia de una ley que previene temporalmente que los propietarios deban pagar impuestos por una deuda condonada inferior a los 2 millones de dólares. Pero el punto es que la deuda debe tener como origen la compra, la construcción o la remodelación de tu residencia principal, es decir, no debe ser –digamos como ejemplo- un préstamo que hayas avalado con tu casa para pagar tus tarjetas de crédito. Esta nueva disposición fiscal se extenderá hasta el 2012.

Deducción fiscal para educación: Aquellas personas que estén pagando sus estudios universitarios o de postgrado, los de su cónyuge o sus hijos en 2008 y 2009 podrán deducir hasta 4,000 dólares si sus ingresos brutos ajustados ascienden a 80,000 dólares o menos para declarantes solteros, y a 160,000 dólares para declarantes conjuntos. Esta deducción había expirado el año pasado.

Deducción fiscal para impuesto sobre ventas: En los últimos años las personas tenían la opción de deducir el impuesto sobre ventas (locales y estatales) en lugar del impuesto sobre la renta. “Este recurso era muy popular en estados como Florida y Texas, donde no cuentan con un impuesto sobre la renta, e incluso en estados como Illinois, que tiene un modesto impuesto sobre la renta pero cobra altos impuestos sobre ventas” explica Mark Luscombe, analista de CCH. Esta deducción había expirado en 2007, pero la nueva ley la recupera para aplicarla hasta el 2009.

Si, por ejemplo, eres una persona que vive en un estado que cobra elevados impuestos sobre la renta, pero realizas una compra importante (como un  bote o un auto) durante el año, podrías ahorrar más si eliges la deducción del impuesto sobre la venta en lugar el impuesto sobre la renta.

Impuestos prediales más bajos: Los propietarios de vivienda que no presentan el desglose de sus deducciones pueden desgravar hasta 500 dólares (1,000 dls para los declarantes conjuntos) del impuesto predial además de sus deducciones normales. Es decir, aquellos propietarios que no deducen los intereses que han pagado por el crédito hipotecario –ya sea porque han pagado el préstamo, porque están a punto de terminar de pagarlo o porque compraron su casa pagando en efectivo- podrán beneficiarse de esta deducción. Antes sólo aplicaba para el 2008, ahora se extendió hasta el 2009.

Donaciones libres de impuestos: Las personas de 70 años y medio o mayores pueden retirar hasta 100,000 dólares de su plan de pensiones y donarlo a la caridad, sin pagar impuestos por ello.

Créditos tributarios para eficiencia energética: Con esta medida el gobierno promueve la disminución del gasto energético de los hogares. En el 2009 podrás solicitar un crédito de hasta 500 dólares para mejorar la eficiencia energética en tu hogar. También puedes solicitarlo si instalas un dispositivo de energía solar o eólica en casa. Pero sólo puedes pedirlo una vez.

Ayuda en caso de desastres: Si eres un de los damnificados por el huracán Ike, o las inundaciones y tornados de este año, quizá puedas solicitar esta reducción fiscal que incluye ciertos beneficios como deducir más por tus pérdidas materiales de lo que tradicionalmente se permitía. También se podrá retirar dinero del plan de pensiones sin pagar la penalización del 10% (aunque tendrás que pagar impuestos) para ayudar a financiar la limpieza de las áreas afectadas. 

Ahora ve
Hay un nuevo ganador: Macron superó los largos apretones de manos de Trump
No te pierdas
×