El fantasma de la recesión va a Europa

El sector privado del bloque tuvo su peor desempeño en una década por la crisis global; la economía británica tuvo su primera caída en 16 años, al bajar 0.5% en el tercer trimestre.
Europa quiere más participación de los países en desarrollo
LONDRES (CNN) -

La economía de Europa parece estar hundiéndose en una recesión por la crisis financiera global, luego que datos reflejaran el viernes una contracción económica en toda la zona del euro y también en Gran Bretaña.

Los informes mostraron que la economía del sector privado de la zona euro se contrajo este mes al ritmo más veloz desde el inicio de la unión monetaria.

Aparte, los datos de Gran Bretaña reflejaron una contracción mucho más profunda de lo previsto en el tercer trimestre, llevando a muchos analistas a ver una "recesión".

Analistas que ya estaban convencidos que un agresivo corte de tasas por parte del Banco Central Europeo y el Banco de Inglaterra se produciría en sus reuniones de noviembre se envalentonaron por la velocidad y la gravedad de la recesión que mostraron los datos.

El euro y la libra cayeron a mínimos en varios años contra el dólar tras la divulgación de los informes. Los principales mercados accionarios también caían.

"La zona del euro ha entrado en una profunda espiral de recesión", dijo Aurelio Maccario, jefe economista de la zona del euro en UniCredit.

En general la actividad del sector privado se está reduciendo a su ritmo más rápido en al menos una década en la zona del euro, encabezada por una severa contracción en la industria manufacturera.

Los servicios se contrajeron a su ritmo más rápido desde los ataques perpetrados en Estados Unidos en septiembre del 2001.

"Parece que se trata de una recesión grave", dijo Gilles Moec, economista en Bank of America.

Del otro lado del Canal de la Mancha, los datos oficiales mostraron que la economía de Gran Bretaña se redujo un 0.5% en los tres meses a septiembre, más de lo previsto y la primera caída en 16 años, aumentando los temores no sólo de una recesión, sino de que ésta sea dolorosa y prolongada.

"Es una muy clara entrada en recesión con lo que se subraya la necesidad de una dramática reducción de la tasa, que pensamos que el Banco de Inglaterra aplicará", dijo Brian Hilliard, de Société Générale.

Un informe separado mostró que la confianza empresarial italiana se sumió en los más bajos niveles vistos por última vez en 1993, cuando Italia fue sacada del Sistema Monetario Europeo.

Los analistas están convencidos de que el BCE está configurado para reducir las tasas de interés agresivamente desde su actual 3.75%.

 

Ahora ve
No te pierdas