Mes de miedo para mercados de AL

La crisis financiera afectó las Bolsas latinoamericanas que cerraron un octubre mixto y volátil durante el décimo mes la desaceleración obligó a varios bancos centrales a vender reservas.
CIUDAD DE MÉXICO (CNN) -

Los mercados financieros latinoamericanos cerraron el viernes volátiles y mixtos, clausurando un octubre de terror para los inversores, quienes asistieron a históricos desplomes bursátiles y de monedas de la región.

En el décimo mes del año, el agravamiento de la crisis financiera global sacudió a las plazas accionarias latinoamericanas, con los inversores vendiendo sus papeles para buscar cobertura en el dólar, lo que presionó el mercado de cambios y obligó a los bancos centrales a vender reservas.

En general, las Bolsas de la región acompañaron el oscilante desempeño de los índices bursátiles de Wall Street, que concluyeron algo mejor la última semana de un octubre en el que el industrial Dow Jones registró el peor mes en variaciones porcentuales desde agosto de 1998.

El S&P 500, en tanto, tuvo su mejor semana desde al menos enero de 1980, aunque registró en el mes la mayor caída mensual desde octubre de 1987.

En el último día de octubre, el índice referencial de la Bolsa de Valores de Sao Paulo, la mayor de América Latina, cerró con baja del 0.51% en 37,256.84 unidades, perdiendo en octubre un 24.8%, su mayor caída mensual en diez años.

La moneda brasileña, se desvalorizó un 2.5% luego de cuatro sesiones de avances y pese a nuevas intervenciones del Banco Central para dar más liquidez a la plaza.

El real cerró a 2.16 por dólar, frente a 2.106 el jueves. En octubre la moneda brasileña perdió un 11%.

El peso mexicano se depreció el viernes un 1.71% a 12.8400/12.8600 por dólar, cayendo en el mes un 16.02%.

La Bolsa mexicana cerró el viernes con un alza del 1.18% y acumuló cuatro sesiones consecutivas de alza con una ganancia de 21.20%. En el mes presentó un descenso de 17.85% y en el año una caída de 30.78%.

Problemas domésticos

En Argentina, los conflictos domésticos agravaron aún más los efectos de la crisis mundial, y los activos del país se derrumbaron, con una caída mensual de la deuda soberana superior al 60% y de casi el 40% en las acciones.

El Gobierno argentino decidió proponer una ley para estatizar los fondos de pensión privados, que desde 1994 reciben los aportes de los trabajadores para sus jubilaciones, una medida que según analistas persigue hacerse de fondos para enfrentar vencimientos de deuda.

El movimiento volvió a sembrar dudas sobre la solvencia del país, y la calificadora de riesgo Standard & Poor's bajó la nota soberana de Argentina por segunda vez en menos de tres meses.

Pese a ello, la Bolsa local marcó el viernes su tercer cierre en alza, con el índice líder Merval ganando un 3.82% a 1,010.79 puntos, lo que le permitió reducir a un 36.75% las pérdidas acumuladas de octubre y a 53.02% la baja en lo que va del año.

El peso argentino en el mercado interbancario, donde interviene el Banco Central, cerró con una baja del 0.07% a 3.385/3.39 pesos por dólar, tras superar un valor mínimo de 3.45 pesos por dólar para la venta.

La moneda doméstica en la plaza interbancaria cerró octubre con una baja del 2.77%.

La divisa local en la franja informal de cambios, donde no interviene el Banco Central, finalizó con una baja del 0.14%, a 3.47/3.48 unidades por dólar, para acumular en octubre una depreciación del 10.3%.

En Chile, donde los mercados no funcionaron el viernes por un feriado local, las acciones líderes de la bolsa representadas en el indicador Ipsa perdieron un 9.6% en octubre, la mitad de la baja del año, de un 18.4%.

En tanto, el peso chileno se depreció más de un 18% frente al dólar en el décimo mes del año y cerró el jueves a 675.8 pesos por dólar la compra y 676.3 pesos la venta, ante los 552.0/552.5 pesos por la divisa estadounidense que obtuvo el último día de septiembre.

La Bolsa de Lima vivió en octubre uno de sus meses más volátiles y dramáticos, con una pérdida acumulada de 37.3% en su principal referente, el índice general, pese a la recuperación de las cuatro últimas sesiones.

En el mes, la Bolsa peruana registró su mayor caída histórica en un día y rebotó en la siguiente sesión, marcando su mayor avance diario en más de 18 años. En tanto, las acciones se desplomaron incluso por debajo de su valor fundamental, según operadores.

En lo que va del año, la plaza limeña ha perdido un 59.7% frente a la ganancia de 36% del todo el 2007, y opera a su nivel más bajo desde abril del 2006.

Ahora ve
No te pierdas