España prevé una larga recesión

El secretario de Economía español advirtió que el país podría enfrentar una prolongada recesión dijo que los datos indican que en los próximos trimestres se mantendrá la debilidad.

El Secretario de Economía de España, David Vegara, admitió el miércoles la posibilidad de que la economía española entre en una fase de recesión prolongada.

"No es descartable que esta situación se produzca", dijo Vegara, consultado por la posibilidad de un proceso prolongado de recesión después de que el Instituto Nacional de Estadística confirmara el miércoles que la economía española ha registrado en el tercer trimestre su primera contracción en 15 años.

El funcionario dijo en rueda de prensa que los datos del tercer trimestre apuntan a que en los próximos trimestres se mantenga el escenario de debilidad de la economía española, algo en lo que coincide el gobernador del Banco de España, Miguel Angel Fernández Ordóñez.

"La información más reciente apunta a un comportamiento en la misma dirección en los meses finales del año y a la prolongación del proceso de ajuste en 2009", dijo el gobernador del Banco de España en una comparecencia ante la Comisión de Presupuestos del Senado.

La contracción más fuerte en el tercer trimestre se registró como era previsible en el tocado sector de la construcción, pero los analistas dijeron que también los datos de consumo privado y de inversión en formación bruta de capital resultaron peores que los previstos.

"La ralentización del consumo va más rápido de lo esperado y también los datos de contracción de la inversión son peores que los previstos y anticipan un descenso (del PIB) más acusado en el cuarto trimestre", dijo José Luis Martínez, analista de Citigroup en Madrid.

La actividad de la economía española bajó en tasa intertrimestral un 0.2% entre los meses de julio y septiembre, frente a un alza del 0.1% en el el trimestre anterior.

En términos interanuales, la tasa de expansión económica bajó hasta el 0.9% desde el 1.8% del trimestre anterior.

También la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) dijo el miércoles que ve un panorama nublado para la economía española en los próximos meses.

En su informe otoñal, la organización recortó sus previsiones sobre el crecimiento y auguró una contracción prolongada durante 2009 debido a la crisis inmobiliaria y la caída de consumo.

"Se espera que la actividad económica se contraiga en 2009 antes de iniciarse una lenta recuperación en 2010", dijo la OCDE. Según la institución el PIB español se contraerá un 0.9% en 2009 desde un crecimiento del 1.1% pronosticado a principios de junio.

La OCDE justificó el recorte en la mala situación que atraviesa el sector inmobiliario y la caída del consumo privado debido a las restricciones de crédito y el aumento del desempleo.

Ante esta situación, la OCDE dijo que espera un aumento de la tasa de desocupación hasta niveles cercanos al 15% en 2010 y un déficit de las cuentas públicas en el periodo 2008-2010 luego de tres años de superávit.

"El déficit público, que podría situarse en el 1.5% del PIB en 2008, seguirá deteriorándose para alcanzar niveles en torno al 3% en 2009 y del 3.8% en 2010", dijo el informe.

También el Banco de España se mostró preocupado el miércoles por el desequilibrio fiscal de los próximos años y pidió al Gobierno prudencia en la situación presupuestaria actual.

No obstante, Vegara dijo que el aumento del gasto y la aprobación de medidas para fomentar la economía eran necesarias para "hacer más transitable" la situación actual.

"El volumen del gasto previsto en los presupuestos está en línea con las necesidades actuales", dijo Vegara.

El Gobierno aprobó este año una serie de medidas fiscales equivalentes al 0,8 por ciento del producto interno bruto para hacer frente al deterioro económico.

Para 2009, el Gobierno ha presentado un presupuesto que contempla un límite del crecimiento del gasto del 3.3%, incluyendo las transferencias a la Seguridad Social para financiar gastos relacionados con el desempleo.

Ahora ve
No te pierdas