Geithner encanta a los mercados

Los inversionistas aplaudieron el plan de Geithner para liberar a los bancos de sus activos tóxicos; ¿pero cuánto tiempo durará el amorío de los mercados con el secretario del Tesoro?
Paul R. La Monica
NUEVA YORK -

Tim Geithner pasó de villano a héroe en cuestión de días.

La semana pasada, en el despertar del escándalo de los bonos de AIG, la gente quería la cabeza del secretario del Tesoro.

Pero ahora que éste por fin presentó un plan de asociación pública-privada para comprar todos los activos tóxicos de los bancos, se convirtió de repente en ‘Tim el Encantador'. El Dow Jones aumentó casi 500 puntos el lunes, una ganancia del 6.8%, y las acciones alrededor del mundo se elevaron como consecuencia de la noticia.

"Es una estampida de compra", dijo Jeffrey Saut, jefe de estrategias de inversión de Raymond James Financial. Saut piensa que es posible que el mercado por fin haya tocado fondo a principios de este mes.

Los bancos en particular, disfrutaban de enormes ganancias. Bank of America y Citigroup, dos de los bancos citados con más frecuencia como aquellos con los mayores  problemas de activos tóxicos, eran grandes ganadores. Las acciones de Citi cerraron un 19.5% al alza, mientras que las de BofA se dispararon más de 26%. Otros grandes bancos menos atribulados como JPMorgan Chase, Wells Fargo y U.S. Bancorp ostentaron también ganancias de dos dígitos.

Aún así ¿deberían los inversionistas confiar en que lo peor llegó a su fin? Muchos han salido lastimados por pensar, equivocadamente, que por fin habían tocado fondo.

Y aún hay una sana dosis de escepticismo acerca de la efectividad del plan para que el Tesoro, la FDIC y la Reserva Federal ayuden a los grandes fondos de inversión colectivos, de cobertura y otros inversionistas privados con la compra de la mayor parte de sus estropeados valores respaldados por activos.

"No creo que esto lleve a una recuperación sostenida. Es una buena idea pero el asunto primordial de la industria es aún el capital", dijo Vincent Boberski, un estratega independiente.

"Dudo que el Tesoro y los inversionistas privados paguen demasiado por estos activos, y los bancos han perdido montones de dinero y capital", añadió Boberski. "Entonces, esto por sí solo no remedia el problema. No inspirará a los bancos a prestar más dinero porque éstos aún tienen preocupaciones acerca de sus posiciones de capital".

No nos engañemos. Puede que sea prematuro anunciar la recuperación del mercado, o la economía, hasta que esté claro que los bancos son guiados hacia la salud.

"Siempre se reduce a los bancos. En última instancia, no puedes arreglar la economía sin que éstos funcionen con normalidad", dijo Quincy Krosby, jefe de estrategias de investigación de The Hartford.

Pero parece alentador que la última propuesta de Geithner tenga más matices que el Plan de Estabilidad Financiera que develó el mes pasado. El hecho de que Bill Gross, el legendario inversionista de bonos de Pimco, haya indicado que su firma tomará parte en el programa es una buena señal.

"El mercado está satisfecho con el componente de dinero privado. Se supone que Geithner no hubiera hecho público el plan sin antes estudiar sus detalles. Por lo que se cree que éste debió examinarse cuidadosamente con los inversionistas potenciales", dijo Krosby.

Boberski estuvo de acuerdo en que una de las razones por las que los inversionistas parecen haber reaccionado de forma tan positiva ante el último anuncio de Geithner es que el plan por fin está a la altura de la gran alharaca publicitaria. Hay fuego ahí, y no sólo cenizas.

"La mayoría de los planes del Tesoro durante las administraciones de Bush y Obama han sido poco sistemáticos hasta este punto. El alcance de este plan es mucho mayor y exhaustivo", dijo Boberski.

Entonces ¿qué sigue? ¿Continuará la recuperación? Es imposible estar seguros de lo que sucederá a corto plazo. Algunos juzgan tanto la medida del lunes como la recuperación de este mes como un simple aprieto de ventas descubiertas (short squeeze) - es decir que los inversores pesimistas que pidieron prestadas acciones y las vendieron se ven forzados a comprarlas para cubrir sus posiciones y minimizar las pérdidas.

Pero Saut espera que la recuperación avance, ya que cree que muchos expertos en manejo de dinero por fin empiezan a confiar en que la mejoría del mercado es real y no sólo compran para cubrir posiciones de venta al descubierto.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

En otras palabras, si el mercado sigue al alza, los inversionistas podrían comprar por miedo a perderse el gran ascenso.

"Los profesionales comienzan a creer en esta recuperación, y la mayoría de los administradores de fondos de cobertura con los que hablo están apretados de efectivo", dijo Saut. "Así que si el mercado sigue mejorando, tendrán que comprometer su dinero en acciones durante las próximas semanas o arriesgarse a mostrarles a los inversionistas que carecen del efectivo al final del primer  trimestre".

Ahora ve
Rescatistas cantan ‘Cielito lindo’ mientras buscan sobrevivientes en CDMX
No te pierdas
×