Adiós a los maratones de compras

Aún cuando la economía se recupere, los expertos no esperan que vuelvan las compras excesivas; los consumidores estadounidenses han aprendido a ser más ahorrativos y selectivos en su gasto.
consumidor-wal-mart-minoristas-eu-RT  (Foto: CNN)
Parija B. Kavilanza
NUEVA YORK -

El gasto frívolo, una de las grandes características de la economía impulsada por el consumidor de Estados Unidos, está de salida, con la compra ahorrativa volviéndose el mantra para los hogares.

Los resultados de venta en tiendas de abril mostraron claramente cómo la recesión está entrenando a los consumidores a adoptar la compra por valor en todos los niveles- ya sea comprando comida en Wal-Mart, o comprando ropa para tus niños en una tienda departamental de descuento como Ross Stores, en vez de Macy's.

El experto en psicología del consumidor Paco Underhill cree que este cambio en la "mentalidad" del consumidor definirá al comprador de después de la recesión.

"Nuestra cultura de venta al menudeo está en una transición importante. El consumo conspicuo ahora es de mala educación", dijo. "Demasiados entre nosotros nos hemos extendido muy por encima de nuestros medios. Ya no lo podemos hacer".

"Nuestros closets están llenos, nuestras casas son demasiado grandes, tenemos demasiados coches", dijo. "Es hora de hacer algunos cambios muy drásticos".

Los consumidores de después de la recesión gastarán con mucho cuidado. Comprar productos de segunda mano, por ejemplo, perderá su mala fama.

Además, muchos consumidores se sentirán cómodos comprando los productos de "marca libre" de las tiendas en vez de artículos de marca más caros.

El experto en el mercado de lujo Andrew Sacks, jefe de la agencia de publicidad AgencySacks, dijo que incluso los compradores de ingresos altos comprarán un poco diferentemente en los próximos meses.

"Aún para aquellos cuyos trabajos no han sido afectados, estarán pensando sobre ahorrar más dinero. Todos valoran sus dólares más hoy", dijo.

No todos los clientes de ingresos altos se irán para abajo en los precios, pero serán "más selectivos" con lo que compran, enfocándose en calidad en vez de en cantidad, dijo Sacks.

Underhilll, que también es presidente ejecutivo de Envirosell, una consultoría enfocada al comercio minorista, dijo que la recesión -cuando sea que acabe- cambiará dramáticamente no solo la mentalidad de "compra a cualquier precio" del consumidor estadounidense sino también el planteamiento de ventas de los minoristas.

Los minoristas, dice, tendrán que adaptarse a una nueva realidad en el consumismo estadounidense por medio de vender fuertemente el concepto de "valor".

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los comerciantes también tendrán que enfocarse en cómo venden más que en "cuánto" venden.

"Yo mido 1 metro 93. Puedo entrar a una tienda Gap y encontrar sólo dos pares de pantalones que me quedan", dijo Underhill. "No creo que eso tenga nada de sentido. Los minoristas tendrán que volverse vendedores más sofisticados".

Ahora ve
Exfiscal de Venezuela denuncia a Nicolás Maduro por crímenes de lesa humanidad
No te pierdas
×