UE busca mayor regulación financiera

La Unión Europea busca una reforma al sistema financiero del bloque para garantizar su seguridad; la propuesta establece dos organismos que mantendrían el control en los 27 países integrantes.
BRUSELAS (CNN) -

Los bancos serán escrutados más estrechamente de acuerdo a planes difundidos el miércoles por la Unión Europea, a través de los cuales aplicará las lecciones aprendidas a partir de la crisis del crédito y protegerá mejor a los inversionistas sacudidos por la crisis financiera.

Los planes de la Comisión Europea son el punto central de la respuesta de la UE a la crisis. Apuntan a marcar con antelación cualquier propagación del riesgo y así evitar que los gobiernos deban asistir nuevamente a los bancos con miles de millones de euros.

Gran Bretaña, el centro bancario más grande de Europa, ya ha marcado su incomodidad con los planes, ante el temor de perder su soberanía sobre los temas regulatorios a manos de organismos centralizados.

Los planes de la Comisión se basan en un proyecto presentado por el ex gobernador del Banco de Francia, Jacques de Larosiere, y respaldado en principio por los líderes de la Unión Europea.

Las iniciativas representan un intento por actualizar las regulaciones de los mercados financieros, los cuales ya están integrados y dominados por bancos transnacionales como HSBC, BNP Paribas y Santander, incluso pese a que las supervisiones de éstos siguen siendo a nivel nacional.

Los bancos sucumbieron rápidamente a la crisis del crédito debido, en parte, a que no existía un panorama general sobre cuán rápidamente la inestabilidad de una institución podría infectar a otras.

Dos órganos de control

La Comisión propuso establecer dos organismos para toda la UE para corregir lo que considera son enormes hoyos regulatorios.

Un Consejo Europeo de Riesgo Sistémico integrado por los banqueros centrales y reguladores nacionales controlaría cualquier propagación del riesgo y emitiría un pedido de acción antes de que se vuelva inmanejable.

El Banco Central Europeo presidiría y sería la sede del consejo, un paso que Gran Bretaña y los reguladores de bancos nacionales dicen le da demasiado poder a la institución con sede en Francfort.

También habría un grupo directivo conformado por tres nuevas autoridades, cuyo trabajo sería asegurar que las regulaciones de la UE sean aplicadas de manera consistente en las 27 naciones del bloque. Tendría el poder de desautorizar a un estado miembro que considere que no está aplicando los estándares comunes.

Esas tres nuevas autoridades supervisarían los mercados de seguros, banca y valores.

Los planes de la comisión se pondrán a consideración de los líderes de la UE para su aprobación en la cumbre de junio, y el ejecutivo presentará los borradores de las leyes a fin de año. Quiere que el nuevo sistema regulatorio esté en vigencia hacia finales del 2010, antes de lo que preveía de Larosiere.

El Parlamento Europeo y los estados de la UE tendrán la última palabra en las reformas.

Ahora ve
Así se escucha Mafalda hablando en guaraní
No te pierdas
×