Transportistas exigen apoyo del Gobierno

La Canacar pidió más ayuda para establecer las condiciones de un proyecto demostrativo; de la próxima visita de Obama a México podría surgir una solución del problema transfronterizo.
transporte  (Foto: Archivo)
Enrique Duarte
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) exigió al Gobierno mexicano más apoyo para establecer las condiciones necesarias y equitativas, para cuando se reanude un proyecto demostrativo de transporte transfronterizo con Estados Unidos (EU) que se eliminó en marzo pasado.

"No hemos tenido el apoyo suficiente. Queremos tener más pláticas y más apoyo de la autoridad mexicana", dijo en entrevista el presidente de la Canacar, Jorge Cárdenas.

Los empresarios, afectados por la eliminación del proyecto demostrativo, están a la espera del nombramiento de un tercer árbitro dentro del proceso legal internacional que iniciaron desde el año pasado, donde demandaron al Gobierno de EU el pago de hasta 6,000 millones de dólares por los daños ocasionados.

Varios grupos empresariales tanto en México como en Estados Unidos esperan que de la próxima reunión entre Barack Obama (EU), Stephen Harper (Canadá) y Felipe Calderón -el próximo 9 y 10 de agosto- salga una propuesta que solucione este problema

La última vez que Obama visitó el país se limitó a decir que estaba trabajando con el equipo del presidente Calderón para resolver este tema "y espero que lo logremos".

"No hemos llegado a fondo de los requerimientos y las condiciones (con la Secretaría de Economía) necesarias para que esta apertura, en su momento, se dé de manera equitativa", dijo Cárdenas.

A mediados de marzo pasado las autoridades mexicanas adoptaron represalias comerciales contra EU elevando los aranceles a 89 productos agrícolas e industriales.

Esta medida se aplicó por la cancelación, por parte de EU, de un proyecto de demostración entre ambas naciones -que venía implementándose desde 2007- donde se permitía la entrada de 100 camiones de carga a cada unos de los países para llevar los productos o mercancías hasta si destino final, en vez de gastar en intermediarios.

Desde 1995 EU, el principal socio comercial de México, debió haber permitido paulatinamente la entrada de los camines, bajo las condiciones pactadas en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Los productos que fueron elevados en sus aranceles tuvieron un valor de 2,400 millones de dólares (mdd) en 2007, lo que se calcula que pudo haber sido la afectación a las empresas mexicanas que participaban en el programa piloto.

El número de empresas locales que estaban inscritas en el programa eran 27 (con más de 100 unidades autorizadas), mientras que del lado estadounidense eran 10 con 61 camiones.

El Gobierno mexicano consideró en mayo pasado que los productos seleccionados han tenido el impacto que esperaban, por lo mismo ha reiterado que no aumentará el número de productos con represalias.

En Estados Unidos varios grupos empresariales se encuentran descontentos por el "fracaso" del Gobierno del presidente Barack Obama en resolver la disputa del tráfico de camiones en la frontera con México y prevén que miles de empleos estadounidenses están en peligro de perderse.

"Tenemos compañías que están realmente preocupadas", dijo Frank Vargo, vicepresidente de asuntos económicos internacionales en la Asociación Nacional de Manufactureros.

"Nuestro cálculo es que tenemos 15,000 empleos en riesgo y cuanto más esto se prolongue, es más probable que los compradores mexicanos cambien de proveedores", explicó Vargo.

Pérdidas en EU

Las importaciones mexicanas provenientes de Estados Unidos ya arrastraban una caída desde inicios de este año por la crisis económica, sin embargo esta disminución se acentuó en abril pasado a un mes de que México aplicara las represalias comerciales.

"Durante el primer mes de vigencia de las represalias comerciales las importaciones mexicanas originarias de EU de los 89 productos sujetos a la medida registraron una caída de 37%, con respecto al mismo periodo del año anterior", dijo en un reporte la consultoría comercial IQOM.

Estas repercusiones sumaron pérdidas de hasta 73.7 millones de dólares en abril, con respecto al cuarto mes del 2008.

Los sectores más afectados fueron los correspondientes al sector industrial entre ellos, las manufacturas eléctricas, juguetes, electrodomésticos y manufacturas diversas, según IQOM.

Las mismas importaciones mexicanas del resto del mundo tuvieron una caída de 29% en el mismo periodo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

En el cuarto mes del año los envíos totales hacia México cayeron un 39%, siendo las de Estados Unidos las más afectadas con 41%, según datos oficiales.

(Con información de Reuters)

Ahora ve
Donald Trump hizo, durante el eclipse, lo que no se debe de hacer
No te pierdas
×