Analistas ven alza en tasa de interés

Las presiones inflacionarias por el paquete económico serían contrarrestadas por el banco central; los expertos esperan un aumento en la tasa de fondeo hacia finales del año.
banxico-banco-de-mexico-central.jpg  (Foto: M.A.Flores/CNNExpansión)
José Manuel Martínez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La postura del Banco de México sobre la reforma tributaria que se apruebe en el Congreso será de un aumento en la tasa de interés de fondeo si se aumentan las tasas de algunos impuestos, además del decreto en incremento de precios de bienes y tarifas del sector público, señalan analistas económicos. Un incremento en los precios de diversos productos por nuevos gravámenes y el alza en combustibles tendría un impacto en los precios al consumidor y por tanto en las expectativas de inflación que para 2010 se estiman, sin reforma, en alrededor de 3.4%.

Sin embargo, el banco central precisó el viernes pasado que "las acciones futuras serán congruentes con el balance de riesgos. Dicho balance tomará en cuenta los impactos sobre la inflación que pudieran resultar, por una parte, del paquete fiscal que apruebe el Congreso de la Unión", con lo que reconoce los riesgos de una mayor inflación a la pronosticada para el siguiente año.

Banxico mantuvo la Tasa de Interés Interbancaria a un día en 4.5% por segundo mes consecutivo, después de que durante el año la redujo en 3.75 puntos porcentuales con el objetivo de alentar el consumo y la inversión ante la recesión económica.

Pero ahora la Junta de Gobierno del Banco Central omitió mencionar que llevaba a cabo una pausa en la política monetaria por lo que algunos analistas han interpretado esto como la posibilidad de un aumento en el costo del dinero en el mediano plazo.

"Se valida nuestra perspectiva de que la política monetaria comenzará a corregir su sesgo expansivo y a incrementar el nivel de la tasa de interés interbancaria a un día hacia finales de este año", dijo el analista de Scotiabank, Mario Correa.

Sin duda Banxico estará al pendiente de las negociaciones en el Congreso para reformar el Impuesto Sobre la Renta en el que se propone un aumento en tasa a 30%, un impuesto a las telecomunicaciones de 4% y el impuesto al consumo de 2%.

"Si bien en algunos casos son impactos de una sola vez, el Banco de México estaría dispuesto a elevar igualmente las tasas de interés para "mitigar" los impactos secundarios y ‘mantener controladas' las expectativas de inflación", dijo Héctor Chávez, analista de Santander.

Un aumento en la tasa de interés de fondeo tiene dos efectos, por un lado reduce la solicitud de préstamos al encarecer el financiamiento y por tanto la demanda de productos con lo que se contrarrestan presiones inflacionarias, pero por el otro inhiben el consumo y la inversión en el corto plazo.

Sin embargo la política expansiva del Banco Central ha sido puesta en duda por su efectividad menos favorable que en otros países, debido a la baja bancarización en el país.

De hecho la reducción en la tasa de interés de fondeo bancario tardó cinco meses en reflejarse en una baja en las tasas de interés a los usuarios de crédito, por ejemplo, la tasa de interés promedio de las tarjetas de crédito comenzaron a bajar 4.4 puntos porcentuales en junio y para agosto ya habían bajado un punto porcentual adicional a 36.38%.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El Congreso debe aprobar por ley el paquete económico antes del 15 de noviembre próximo, mientras que la última decisión de política monetaria del Banxico del año es el 27 de ese mismo mes, cuando los analistas ven probable un aumento en la tasa de fondeo ante un panorama más claro de las presiones futuras sobre los precios al consumidor.

 

Ahora ve
Doce de los 40 aspirantes a ser candidatos independientes a la presidencia
No te pierdas
×