La industria china repunta en octubre

La producción industrial en el país asiático creció a un máximo de 19 meses en ese periodo; el descenso en el ritmo de inversión y crédito indican que el impacto del estímulo empieza a decaer.
dolar-yuan-china-moneda-billete-RT.jpg  (Foto: CNN)
PEKÍN (CNN) -

La producción industrial en China creció a un máximo de 19 meses en octubre, mostrando que la tercera economía más grande del mundo ha dejado atrás lo peor de la crisis financiera global.

Otras cifras difundidas el miércoles mostraron un descenso en el ritmo de la inversión y en el crecimiento del crédito, subrayando que el impacto inicial del paquete de estímulo económico de 4 billones de yuanes (585,000 millones de dólares) anunciado hace un año ha comenzado a decaer.

A su vez, las exportaciones e importaciones chinas quedaron por debajo de las expectativas del mercado, al caer de sus niveles de hace un año por duodécimo mes consecutivo.

Pero economistas dijeron que China mantiene el ritmo de su recuperación, que ha hecho más ciertas las expectativas de que Pekín superará su objetivo de crecimiento del 8% para el 2009.

Además, el gran volumen de proyectos de inversión gubernamentales aún pendientes, un abrupto rebote en el gasto en bienes raíces y el enorme flujo de préstamos emitidos este año garantizan prácticamente un crecimiento firme del Producto Interno Bruto (PIB) el año próximo.

"La auspiciosa recuperación que hemos visto en los últimos meses continúa. La demanda doméstica general está mejorando de una manera sustentable", dijo Chris Leung, economista especializado en China del DBS Bank en Hong Kong.

"China asegura la estabilidad en Asia y las expectativas de estabilidad económica en la región", agregó.

Los datos ayudaron a impulsar los mercados bursátiles asiáticos. El índice MSCI de acciones asiáticas no japonesas subió un 0.6%, donde destacaron las ganancias en los sectores de materias primas y de consumo masivo.

Mientras la economía lleva un ritmo sólido de avance, los mercados se están focalizando en cuándo China podría comenzar a retirar sus estímulos.

Las autoridades ya han pedidos a los bancos que tengan menos flexibilidad para prestar, pero el consenso entre los economistas es que las tasas de interés no subirán hasta bien entrado el 2010.

"No habrá un cambio inmediato de política, pero una política ajustada es la tendencia madre mientras la economía está creciendo tan rápido", dijo Gao Shanwen, economista jefe de Essence Securities en Pekín.

Producción industrial

La producción industrial creció un 16.1% a tasa anual en octubre, a su nivel máximo desde marzo del 2008, antes de que la crisis mundial afectara a la industria china orientadas a la exportación.

La medición, que mejora el 13.9% registrado en septiembre, superó fácilmente los pronósticos de mercado de un crecimiento del 15.5%.

La producción fabril es una medida clave debido a que la industria genera cerca del 43% del PIB chino, más que los servicios.

Una serie de otros datos de energía y materias primas, como generación de energía, producción de acero, crudo refinado, cobre refinado y aluminio primario, confirmaron la fortaleza de estos sectores.

Pero el intercambio comercial, sin embargo, fue más débil de lo que se esperaba.

Las exportaciones cayeron un 13.8% en octubre con respecto al mismo mes del año anterior, una mejoría respecto al descenso del 15.2% en septiembre pero peor que la mediana de pronósticos que apuntaban a una baja del 13.2%.

Las importaciones se redujeron un 6.4% respecto a octubre del 2008, frente al pronóstico de una baja del 1% y de la caída del 3.5% en septiembre.

Como resultado, el superávit comercial fue el mes pasado de 24,000 millones de dólares, comparado con los 12,900 millones en septiembre y 15,700 millones en agosto, según informó la Administración General de Aduanas

Estas cifras se ven como un recordatorio previo a la visita del presidente estadounidense, Barack Obama, a China la próxima semana respecto a los desequilibrios en la economía global.

Sin embargo, las ventas minoristas registraron una medición más fuerte que lo esperado el mes pasado, endulzando los oídos de las autoridades financieras locales y en el extranjero que quieren que los chinos gasten más y exporten menos.

El crecimiento de las ventas se aceleró a una tasa anual del 16.2% en octubre desde el 15.5% en septiembre, superando fácilmente las proyecciones de mercado de un aumento del 15.8%.

En contraste, la inversión urbana en activos fijos, como fábricas y propiedades, acumulada en lo que va del año bajó a un 33.1%, desde el 33.3% en los primeros nueve meses. Los economistas proyectaban un 33.5%.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Viendo las tendencias, el consumo se está acelerando, mientras que la inversión se está desacelerando. El cambio es bastante modesto pero es una tendencia interesante y es positiva en el sentido de que es verdaderamente lo que el Gobierno desea", dijo Jun Ma, economista jefe para China de Deutsche Bank en Hong Kong.

La deflación se suavizó en octubre, pero no tanto como esperaban los economistas. Los precios al consumidor cayeron un 0.5% interanual.

Ahora ve
Periodista hispana vivió en carne propia la intolerancia de integrante del KKK
No te pierdas
×