Ronda de Doha divide posiciones en OMC

Washington pide a miembros de la organización abandonar posiciones cómodas para alcanzar acuerdos; naciones ricas y pobres se alinearon a favor de un acuerdo para liberaralizar el comercio mundial.
GINEBRA (CNN) -

Los países ricos y pobres se alinearon este martes en favor de un acuerdo para liberalizar el comercio mundial, después de que se conociera un informe que señalaba que la Ronda de Doha de la Organización Mundial del Comercio no estaba a la altura de los desafíos actuales.

Después de que el canciller brasileño, Celso Amorim, se opusiera a nuevas concesiones unilaterales de parte de los países en desarrollo para alcanzar un acuerdo, el representante comercial estadounidense, Ron Kirk, pidió a los 153 miembros de la OMC que abandonen sus posturas cómodas.

"Si hacemos caso a las ideas del señor Amorim, entonces básicamente estamos prediciendo el fracaso de Doha, ya que todo el mundo dice que quiere un cambio, pero nadie quiere hacer nada diferente", afirmó.

Kirk dijo a la prensa en la conferencia ministerial de la OMC que Estados Unidos no estaba buscando más concesiones de los países más pobres del planeta.

Pero recordando que Estados Unidos ha tenido "negociaciones muy duras" con Brasil, reiteró la opinión de Washington de que los grandes países emergentes como Brasil, China e India, que buscan una voz más relevante en la gobernanza económica global, deben hacer una mayor contribución a la Ronda de Doha.

Ronda en desarrollo

El ministro de Comercio chino, Chen Deming, dijo en una entrevista que será difícil alcanzar un acuerdo de Doha en el 2010, si otros países buscan reabrir temas ya acordados en la ronda de negociaciones que lleva ya ocho años, dijo Chen en aparente referencia a Estados Unidos.

"¿Cómo podemos convertir una ronda de desarrollo en una ronda en que los intereses de algunos de los miembros más desarrollados se reflejan en instancias en que no se encuentran los de los miembros en desarrollo?", se preguntó.

Pero un informe del Instituto de Estudios de Política Alimentaria Internacional (IFPRI por sus siglas en inglés) sostuvo que los países pobres obtendrían pocos beneficios de un tratado de libre comercio que fue contemplado como un mecanismo de ayuda para que encontraran nuevos mercados.

El estudio calculó que las propuestas sobre la mesa en Ginebra tendrían un impacto insignificante sobre el estado de la economía global, mejorando el ingreso mundial real en sólo un 0.09% -unos 70,000 millones de dólares- como ganancia anual.

"El comercio mundial y la economía mundial han cambiado mucho desde el 2001", dijo el IFPRI, resaltando en particular el surgimiento de Brasil, India y China como potencias económicas y comerciales.

Las bruscas fluctuaciones en los mercados de alimentos y de materias primas no fueron consideradas en la agenda original de Doha y el cambio climático es tratado sólo al margen de las negociaciones, que se centran en las reducciones de aranceles y en los subsidios a los bienes transables como autos y carne, señaló.

Las estimaciones de los beneficios de un acuerdo en la Ronda de Doha varían sustancialmente, desde impactos insignificantes hasta de cientos de miles de millones de dólares. Un cálculo completo es imposible hasta que el acuerdo se suscriba y es claro que hay bienes que se mantendrán protegidos de la competencia externa.

Pero los países en desarrollo fueron los más enfáticos en sus llamados a alcanzar un acuerdo en la Ronda de Doha durante la conferencia de la OMC, algo que estiman acabaría con las distorsiones en el comercio global.

La reunión ministerial de la OMC en Ginebra, realizada en la antesala de la cumbre sobre el cambio climático en Copenhague, no fue convocada como una sesión de negociaciones de la Ronda de Doha, pero los funcionarios resaltaron la necesidad de hacer de este acuerdo un impulso para la economía.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El ministro británico de Comercio y Desarrollo, Gareth Thomas, dijo que los países deberían reducir sus aranceles de manera voluntaria en los "bienes verdes" como una manera de alentar a las empresas con tecnología amigable con el medio ambiente.

"¿Por qué esperar ahora? ¿Sólo porque estamos esperando que la Ronda de Doha se realice?", dijo.

Ahora ve
Las FARC entregan a la ONU las últimas armas que tenían en su poder
No te pierdas
×