Stiglitz minimiza inquietud por déficit

El premio Nobel dijo que la fijación hacia los faltantes fiscales podría resultar contraproducente; afirmó que el gasto, si se hace en inversiones, estimula a la economía y ayuda a la recuperación.
El economista dijo que si los gobiernos reducen incorrectame  (Foto: CNN)
ATENAS (CNN) -

Una fijación de los Gobiernos por corregir los déficits fiscales cuando las economías estén luchando contra la recesión podría ser contraproducente, dijo el martes el ganador del Nobel de Economía 2001, Joseph Stiglitz.

"El fetichismo con el déficit es un error. Ninguna firma miraría sólo sus pasivos. La implicación del problema que todos enfrentamos es que reducir los déficits del modo incorrecto puede ser contraproducente", dijo Stiglitz durante una conferencia económica en la capital griega.

Stiglitz, que da clases en la Universidad de Columbia y fue economista jefe del Banco Mundial, ha dicho que la crisis financiera del 2008 ha expuesto la necesidad de una regulación más estricta en la industria financiera.

Dijo que eventualmente todas las turbulencias terminarán, pero que el tema importante era cuánto durarían y cuán profundas terminarían siendo y cuántos problemas le supondrían a los ciudadanos.

"El gasto, si se hace en inversiones, estimula a la economía. La fijación con el déficit con poca visión de futuro lleva a aumentos en la deuda nacional", afirmó.

Sobre Europa, Stiglitz dijo que se necesitan más esfuerzos para asegurar la solidaridad entre los países para tratar la inestabilidad macroeconómica.

"El BCE parece dispuesto a dar créditos a los bancos. ¿Por qué no prestarle a los Gobiernos? ¿No tiene Europa confianza en los Gobiernos? Si la tiene, que se demuestre", dijo.

Stiglitz dijo además que debería haber asistencia para países miembros atrapados en una turbulencia mediante el Banco Central Europeo, el Banco de Inversión Europeo, por medio de eurobonos para recaudar fondos y para ayudar a apoyar la inversión y los negocios en países que estén experimentando problemas.

"Cualquier país pequeño en Europa no puede hacerlo por sus propios medios", dijo.

Sobre el tema de Grecia, Stiglitz dijo que el endeudado país debía concentrarse en aumentar la eficiencia de su sector público y restablecer la confianza en el Gobierno.

Estados Unidos, preocupado

Si Estados Unidos no logra frenar sus déficits presupuestarios récord, estos podrían convertirse en una amenaza a la seguridad nacional con el transcurso del tiempo, advirtió el martes el vicepresidente Joe Biden.

Más temprano, el secretario del Tesoro estadounidense, Timothy Geithner, apeló a la oposición republicana el martes para que se una a un esfuerzo conjunto que permita reducir los altos déficits del país.

El Gobierno de Barack Obama proyectó el lunes un presupuesto que destinará más fondos a la lucha contra el desempleo, aumentará los impuestos a los ricos y congelará los gastos de una amplia gama de programas gubernamentales.

El déficit previsto para este año crecería a un nuevo récord: 1.56 billones de dólares, para superar su nivel histórico del año pasado, de 1.41 billones. Esto equivale a un 10.6% del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

El déficit permanecería por encima de 1 billón en 2011, aunque el presidente propuso congelar durante tres años los gastos de varios programas, sin incluir las fuerzas armadas ni la seguridad nacional, y aumentar los impuestos a productores de energía y a las familias que ganan más de 250,000 dólares por año, además de un cargo a los grandes bancos para recuperar las pérdidas del rescate financiero de 2008.

Ahora ve
Aston Martin quiere llevar el lujo de sus autos al sector inmobiliario
No te pierdas
×