El ánimo del consumidor omite impuestos

La confianza registra el mayor avance en tres años pese a impuestos y precios más elevados; analistas ven un menor daño a los consumidores, pero prevén un consumo lento.
compras, consumo, súper  (Foto: AP)
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

A pesar de los aumentos en los impuestos, precios de las gasolinas, gas y electricidad, los consumidores en México vislumbran para este año una mejora en la economía del país y en sus bolsillos aunque todavía se muestran reacios a comprar bienes durables. El índice de confianza del consumidor subió en enero pasado a 82.1 puntos desde los 80.1 puntos registrados el mes previo, el mejor avance desde diciembre de 2006, según reportó el jueves el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

"Los resultados son mejor a lo esperado, en un mes en donde se esperaba que el ánimo estuviera decaído por mayores impuestos e inflación", dijo el analista Ixe Grupo Financiero, Luis Flores.

Desde el primero de enero entraron en vigor aumentos en las tasas del Impuesto al Valor Agregado (IVA) al 16% desde el 15%, el Impuesto Sobre la Renta (ISR) que pasó de 28 a 30%, y el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) en productos como las telecomunicaciones (exceptuando Internet), bebidas alcohólicas, cerveza y los juegos y sorteos.

A su vez,  desde finales de diciembre pasado el Gobierno reanudó los incrementos mensuales a los precios de gasolinas después de mantenerlos congelados por más de 10 meses.

Además, se prevé que las tarifas de la electricidad para los hogares se incrementen hasta en un 4% durante todo este año mientras que las de uso industrial aumentaron 22%.

A pesar de estos cambios en los precios públicos, los consumidores ven una mejora en su situación económica con respecto a la que tenían hace doce meses, este subíndice pasó a 85.6 puntos, desde el 84.5 de un mes antes.

La perspectiva sobre la economía del país dentro de doce meses fue el subíndice que mostró una mayor mejoría a 91.8 puntos, un incremento mensual de 2.05%, con cifras mes a mes y una variación anual positiva de 9.8%.

"Con este indicador, no hay evidencia de un daño severo a los consumidores por los mayores impuestos e inflación. Sin embargo, mantenemos nuestra visión en el sentido que el consumo interno seguirá siendo lento en la primera mitad de 2010 (el desempleo es aún alto)", dijo Flores.

Sin embargo, el indicador sobre las posibilidades por parte de los integrantes del hogar para comprar bienes durables tales como muebles, televisor, lavadora u otros electrodomésticos comparadas con las de hace un año sigue cayendo pero de forma moderada al situarse en 58.1 puntos.

Los consumidores experimentarán un aumento en la inflación de hasta 5.25% para el cierre del año, desde el 3.57% de 2009, según pronósticos del Banco de México.

Ahora ve
¿El nuevo TLCAN contemplará los trabajos agrícolas temporales en EU?
No te pierdas
×