Grecia confirma sus temores: Papandreou

El primer ministro griego dijo que el daño que ha ocasionado la crisis de deuda es incalculable; culpó al anterior Gobierno de ocultar las cifras reales sobre el déficit fiscal en el país.
George Papandreou  (Foto: CNN)
ATENAS (CNN) -

El primer ministro griego, George Papandreou, dijo al parlamento este viernes, tras una visita de un grupo de inspectores de la Unión Europea, que los peores temores sobre la economía del país se habían confirmado.

Grecia necesita recuperar con urgencia la confianza de los mercados en sus estadísticas económicas y tranquilizar a los compradores de su deuda, tras revelar que el Gobierno anterior ocultó las cifras reales sobre el déficit fiscal.

"Todo lo que se conoció tras las elecciones demostró que Nueva Democracia (el anterior Gobierno conservador) huyó de sus responsabilidades. La historia confirmó nuestros peores miedos", dijo Papandreou.

"El daño es incalculable. No es sólo financiero o fiscal, sino que también afecta la posición del Estado", agregó.

La UE está presionando a Grecia para que tome medidas drásticas destinadas a reducir su déficit y evitar un contagio a la moneda del área, el euro.

El ministro de Finanzas de Luxemburgo, Luc Frieden, dijo que los miembros de la eurozona no permitirán que Grecia se vuelva un riesgo para el euro y no tienen otra opción que ayudar al país a superar su crisis de deuda.

Papandreou reiteró que Grecia no ha pedido ayuda financiera.

"Nuestra tarea hoy es olvidarnos del costo político y pensar sólo en la supervivencia de nuestro país. Las políticas del pasado hacen necesario proceder con cambios brutales y reducir los privilegios acumulados", declaró el primer ministro.

Funcionarios del Gobierno griego dijeron que los inspectores de la UE, de visita en Atenas junto con expertos del Fondo Monetario Internacional, han realizado una evaluación algo negativa de la economía del país.

Su mensaje fue que Atenas incumplirá sus metas de reducción de déficit sin el tipo de recortes de gastos que ya han generado protestas en Grecia.

"Sólo hay un dilema: ¿Caerá el país en la quiebra o reaccionará? ¿Dejaremos que los especuladores nos ahoguen o tomaremos nuestro destino en nuestras propias manos?", preguntó Papandreou.

"Debemos hacer todo lo posible ahora para enfrentar los peligros inmediatos hoy. Mañana será demasiado tarde y las consecuencias serán mucho peores", advirtió.

Al mismo tiempo, el primer ministro insistió en que Grecia no buscará un rescate del exterior. "Le pedimos a la UE solidaridad y ellos nos pidieron cumplir con nuestras obligaciones. Las cumpliremos. Demandaremos a la comunidad europea solidaridad y pienso que la recibiremos", afirmó.

"Ningún otro país pagará nuestras deudas. Es una cuestión de honor y orgullo poner nuestra propia casa en orden", concluyó.

La oficina del primer ministro dijo que Papandreou realizará una visita oficial a Alemania el 5 de marzo, invitado por la canciller Angela Merkel.

En un respiro para la economía griega, este viernes se conoció que la recaudación impositiva del país superó la meta del Gobierno en enero, impulsada por un tributo extraordinario sobre las grandes corporaciones.

La recaudación neta ordinaria, que excluye a la seguridad social y a los gobiernos locales, subió a una tasa anual del 16.6%, por encima de la meta de un alza del 10.8%.

La cifra sienta bien para el objetivo del Gobierno de reducir el déficit fiscal en 4 puntos porcentuales este año, a un 8.7% del Producto Interno Bruto.

Perspectiva de Fitch

La principal preocupación de Fitch sobre Grecia es si el país podrá tener acceso al mercado de deuda soberana a una tasa tolerable, dijo este viernes un analista de la agencia calificadora.

El director de calificaciones soberanas de Fitch, Chris Pryce, dijo que la otra preocupación de la agencia era que el primer ministro griego, George Papandreou, y su Gobierno vayan a perder apoyo de su partido.

"La principal preocupación es si los griegos tendrán acceso al mercado de deuda soberana a una tasa tolerable y eso es lo que esperamos ver resuelto", declaró.

Fitch rebajó a "BBB+" la calificación de la deuda griega en diciembre y le colocó un panorama negativo, argumentando el deterioro fiscal del país.

"El costo del financiamiento es una preocupación adicional. El interés adicional que el Gobierno griego tendrá que pagar por pedir prestado ya habría incrementado en 1,000 millones de euros al costo de los intereses sobre el emisor de deuda del Gobierno", dijo Pryce.

Ahora ve
Estos son los mejores inventos del año
No te pierdas
×