De electricistas a franquiciatarios

El Gobierno mexicano dio apoyos por 900,000 pesos a cinco ex empleados de Luz y Fuerza del Centro; el monto, de 150,000 para cada uno, tiene como objetivo iniciar la operación de una franquicia.
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) -

La Secretaría de Economía (SE) entregó créditos por 900,000 pesos para ex empleados de la extinta compañía de Luz y Fuerza del Centro con el propósito de que adquieran cinco franquicias. El subsecretario de la Pequeña y mediana empresa, Miguel Marón, destacó que con lo anterior el monto total que se ha otorgado por este concepto superó los cuatro millones de pesos y se traducirá en la creación de 114 empleos.

Durante la ceremonia de entrega de recursos, el funcionario señaló que estas medidas son parte de las acciones para apoyar a los ex electricistas que decidieron invertir su liquidación en un proyecto productivo.

"Es un compromiso establecido por la Secretaría, en apoyo a ex trabajadores de la extinta Luz y Fuerza del Centro para su reconversión empresarial e inclusión en la fuerza laboral del país, a través de un proyecto productivo formal y de resultados positivos probados", aseguró.

El funcionario indicó que en esta ocasión se entregaron seis cheques nominativos por un importe cada uno de 150,000 pesos, por lo que el monto total ascendió a 900,000 pesos para la adquisición de cinco diferentes franquicias.

Los nuevos negocios pertenecen a los ramos de alimentos preparados, bebidas, cuidado personal, salud y abarrotes.

La inversión total oscila en dos millones 918,350 pesos y generarían un mínimo de 17 empleos.

La Luz se va

El 11 de octubre de 2009, el Gobierno Federal publicó un decreto por medio del que se extinguió la compañía de Luz y Fuerza del Centro, luego de que la Policía Federal Preventiva tomara las instalaciones del organismo.

La empresa proveía del servicio de electricidad en el Distrito Federal, 82 municipios del Estado de México, 45 de Hidalgo, 2 de Morelos y 3 de Puebla.

El Gobierno argumentó que la empresa había demostrado una ineficiencia administrativa y que su funcionamiento ya no resultaba conveniente desde el punto de vista de la economía nacional y del interés público.

Con el cierre de la empresa, 44,000 puestos de trabajo fueron eliminados, lo que desató una serie de protestas por parte del Sindicato Mexicano de Electricistas que paralizaron la Ciudad de México en varias ocasiones.

A los extrabajadores del organismo descentralizado se les ofreció el pago de una liquidación superior a la obligada por la ley, así como asesoría para la creación de negocios propios y franquicias. También se les capacitó para servir en empresas relacionadas al ramo eléctrico.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La Comisión Federal de Energía (CFE) asumió las labores que antes desempeñaba LyFC.

(Con información de CNNExpansión.com)

Ahora ve
Liliane Bettencourt, la mujer más rica del mundo, murió a los 94 años
No te pierdas
×