La Casa Blanca ‘mima’ a Warren Buffett

El inversionista, empresario y filántropo se ha hecho un visitante habitual en Washington; ‘Sir Warren’ recibirá esta vez la Medalla Presidencial a la Libertad de las manos de Obama.
buffet y obama  (Foto: Fortune)
Andy Serwer

Un día, a principios del próximo año, Warren Buffett y otras 14 personas, incluyendo al expresidente George H.W. Bush, Maya Angelou y Stan Musial, asistirán a Washington para recibir la Medalla Presidencial de la Libertad. Por ahora se desconoce la fecha precisa, pues al parecer depende del itinerario de la canciller alemana Angela Merkel, otra receptora del premio.  Esto se ha vuelto un destino familiar para Buffett, quien ha aparecido constantemente en las noticias, ya sea en entrevistas o hablando de algunos temas con más frecuencia que antes.Tan sólo este martes, Buffett, junto con sus cuates multimillonarios Bill y Melinda Gates, se reunió en la Oficina Oval para discutir su iniciativa de la Promesa de Dar y la economía.Lo interesante es analizar la posibilidad de que el nuevo alto perfil de Buffett haya contribuido para que fuera considerado receptor de la medalla (y no es como si éste fuera necesariamente uno de sus objetivos).

La Medalla Presidencial de la Libertad es el reconocimiento no militar más importante de Estados Unidos, y es lo más cercano al título de caballero o Sir que hay en ese país.

Algunos podrían decir que Buffett es digno de recibir este honor, pues ocasionalmente ha sido llamado ‘Sir Warren', una referencia que, aunque en ocasiones ha sido sarcástica, exalta su reputación. Aún así, dejando de lado los abucheos, ¿quién podría alegar que Buffett no merece tal honor? (Su exhaustiva promoción de las paletas de helado Dilly Bar es una razón suficiente para mí).

Pero hablando en serio, es interesante considerar exactamente por qué el Presidente Obama dará a Buffett la medalla. Para empezar existen dos puntos incuestionables: Buffett ha tenido muchos logros, y está envejeciendo. Ambos factores son significativos, y aún así hay todo tipo de personas mayores ricas que no han recibido una medalla.

Echemos un vistazo a la lista de ganadores anteriores de la Medalla de la Libertad en el campo de los negocios y la economía. Podrán ver algunos nombres obvios como Henry Ford, dos Rockefellers, Tom Watson (de IBM, no el de PGA) y Sam Walton, junto con John Kenneth Galbraith, uno de los dos únicos individuos que han ganado dos veces (1946 y 2000) y Dave Thomas (póstumamente). Ah, y también Alan Greenspan tiene una.

Entonces, ¿cuáles son los criterios que se toman en cuenta para ganar una medalla? Según el reglamento de la medalla, el premio es otorgado "por contribuciones especialmente merecedoras a (1) la seguridad o los intereses nacionales de Estados Unidos, (2) la paz mundial o (3) hazañas culturales u otro logro público o privado significativo". Los receptores son seleccionados por el presidente, o le son recomendados por medio de la llamada Junta de Servicio de Premiaciones a Civiles Distinguidos.

¿La política tiene algo que ver? Por supuesto que no, y por supuesto que sí. No, porque Obama le está dando una al Bush mayor, y sí, porque el Bush mayor le dio una a Ronald Reagan.

Aún así, uno no puede dejar de preguntarse si Warren Buffett hubiera sido tan honrado si la Casa Blanca estuviera ocupada por un republicano. Claro que no hay forma de saberlo, pero quizás es cierto que además del liderazgo empresarial de Buffett y su idea de la Promesa de Dar, la política fue de ayuda cuando el presidente Obama tuvo que hacer su selección. Y tampoco es sólo cuestión de que Buffett tenga opiniones que comulguen con las del presidente (como en materia de impuestos, sobre todo impuestos estatales).

También hay que tomar en cuenta que Buffett ha hablado cada vez más fuerte para hacer que su opinión sea bien conocida.Quizás por esto, el multimillonario filántropo, demócrata, gestor de un fondo de cobertura, que antes era muy reservado, podría ser menos considerado para recibir dicha medalla.

¿Qué está llevando a Buffett al ojo público?

La pregunta es por qué Warren se ha vuelto tan público. Quizás la crisis financiera tenga algo que ver, pues probablemente se siente obligado a hablar y ofrecer ayuda. Pero también hay otras razones. Buffett habló de esto en la junta anual de Berkshire Hathaway este año. El reportero del New York Times, Andrew Ross Sorkin, transmitió la pregunta hecha por un accionista, donde cuestionaba si todas sus apariciones mediáticas eran la mejor forma de aprovechar su tiempo para los accionistas.

Buffett respondió que, para empezar, juega Bridge 12 horas a la semana, y esa no es la mejor forma de aprovechar su tiempo para los accionistas. Pero agregó que, si quieren llevar registro de todo lo que se dice, preferiría estar todo el tiempo con Charlie Rose, donde todas sus palabras serían directas, en vez de escritas y filtradas por un periodista. Buffett dijo que preferiría que la gente lo viera y leyera su lenguaje corporal cuando intenta comunicar lo que piensa. Él cree que sus escritos y sus apariciones en televisión son las más precisas.

Esto es un cambio para Buffett, pero a diferencia de muchos de nosotros, él es un hombre que se siente cómodo cambiando de opinión. Para empezar, Buffett no iba a regalar su dinero antes de morir, pero después cambió de opinión. Le gustaba formar parte de la junta directiva de Coca-Cola, pero después cambió de opinión. Solía evitar el ojo público, y después se cansó de leer historias y libros sobre él, que contenían lo que él consideraba ‘imprecisiones', así que ahora él sale y habla por sí mismo.

Quizás también es cierto que Buffett está cada vez más cómodo con él mismo. Me atrevo a decir que es más seguro y goza de la celebridad de ser una figura pública. Eso no tiene nada de malo, y tampoco tiene nada de malo que un subproducto de su cambio haya contribuido para que recibiera el honor civil más grande de Estados Unidos.

Nota final

La compañía de seguros Geico, una subsidiaria de Berkshire Hathaway de Warren Buffett, es una de las compañías de más alto perfil de Buffett. Esto se debe al omnipresente gecko de los comerciales de Geico, que todos han visto.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

También son pegajosos, sobre todo por las entretenidas bromas entre el gecko, su presidente ejecutivo y otros personajes ("Toledo! demasiado tarde, Stanley!"). Pero ¿cuántos de ustedes se habían dado cuenta de que Buffett estaba matando dos pájaros de un tiro en un comercial reciente de Geico? En este comercial especial para las fiestas, el presidente ejecutivo y el reptil están en un restaurante hablando de la navidad y de los seguros, cuando un joven sentado en una mesa cercana le hace la gran pregunta a su novia, mostrándole un anillo de diamantes. "Mmm... Diamantes Helzberg", dice asintiendo con la cabeza el presidente ejecutivo.

¿Sí sabían que Berkshire también es dueño de Helzberg? Qué ingenioso.  

Ahora ve
Ocho años sin Michael Jackson, ‘El Rey del Pop’ y de la controversia
No te pierdas
ç
×