Mayor control a los colegios privados

Al dar comprobante y deducir pagos de colegiaturas, detallarán más sus ingresos, dicen fiscalistas; el impacto para el Gobierno de esta medida será de 13,000 mdp, destaca el secretario de Hacienda.
Colegios  (Foto: Photos to Go)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El decreto que firmó ayer lunes el presidente Felipe Calderón, para que las personas físicas puedan deducir del Impuesto Sobre la Renta (ISR) el pago de educación privada  desde preescolar al nivel superior, llegará a representar un mayor control a los colegios por parte del fisco, coincidieron en señalar fiscalistas.

Las escuelas privadas son las que deberán emitir el comprobante de deducibilidad para que el contribuyente lo presente en su declaración anual, dijo Luis Liñero, socio de Impuestos de la firma de consultoría Deloitte.

Es un paso adicional para ordenar (fiscalmente) a estos colegios, agregó Eduardo Peralta socio Fiscalista de la firma Ernst & Young, aunque hay escuelas que aceptan cheques y tarjetas de crédito y "uno pensaría que están mucho más ordenados de lo que se encontraban hace algunos años".

A final de cuentas, el régimen fiscal para las instituciones privadas de educación, es muy benigno, muy benevolente y ventajoso, resaltó el secretario de Hacienda y Crédito Público, Ernesto Cordero. "Mientras no repartan las utilidades entre sus dueños, (los colegios) no están obligados al pago del Impuesto Sobre la Renta".

No obstante, deja en claro que en términos de combatir la informalidad la medida va dirigida a los causantes. Si en el sistema privado de educación, "hay un padre de familia que quiera gozar de esta deducibilidad, pues va a tener que presentar una declaración del ISR para poder gozar de esta deducibilidad; si no es parte de la base de contribuyentes, pues no va a poder recibir esta deducibilidad", expuso el funcionario en entrevista con Radio 13.

El impacto para las finanzas del Gobierno federal de esta medida será de entre 11,000 y 13,000 millones de pesos; sin embargo, el presupuesto asignado a la Secrertaría de Educación Pública (SEP) para el ejercicio 2011 (de aproximadamente 500,000 millones de pesos) no disminuirá y los recursos saldrán de los ahorros anuales que hace el Gobierno y que alcanzan 20,000 millones de pesos, indicó el encargado de las finanzas públicas del país.

Todas las personas físicas podrán hacer deducible el pago de colegiaturas. En el caso especial de los trabajadores asalariados, que son aquellos que ganan menos de 400,000 pesos anuales y no tienen que declarar impuestos porque su patrón ya se los retuvo, podrán deducir el pago de colegiaturas, al igual que el transporte escolar que sea obligatorio, gastos de hospital y funerarios.

"Pueden hacer cualquier deducción personal que se permita y para ellos es conveniente, aunque ganen menos de 400,000 pesos, ya que podrían presentar la declaración anual y lograr un saldo a favor y se les devuelva", mencionó Eduardo Peralta.

Sin embargo, hizo un llamado a la Secretaria de Hacienda y al Servicio de Administración Tributaria (SAT) para que realmente devuelvan los importes de estos beneficios, "porque luego las devoluciones no suceden tan fácil, ni son tan sencillas como realmente lo hacen parecer. Hay pocas deducciones para los asalariados y luego es complicado obtenerlas", indicó el fiscalista de Ernst & Young.

El proporcionar ese beneficio es una medida acertada que viene a aligerar por lo menos hasta el monto de la tasa efectiva de cualquier contribuyente, con relación a los montos que podrán deducir, expuso Alejandro Aceves, socio de la Práctica de Impuestos Corporativos de KPMG México.

Por ejemplo, un contribuyente que se ubique en la tasa máxima de pago del ISR (30%) tendrá un beneficio mayor y así sucesivamente, dependiente de la tasa efectiva que a cada uno le pueda aplicar. "Desde luego, las cargas podrán ser diferentes dependiendo del nivel de ingreso de cada padre de familia y a mayor ingreso, mayor deducción".

Resaltó que el presidente de México tiene facultades para expedir ese tipo de decretos sin que tenga que seguir mayor proceso de aprobación,  más "al tratarse claramente de un estímulo fiscal y hay que ver en la parte técnica como va a salir publicado el decreto, pero no tendría porque seguir un proceso adicional".

El límite anual por deducción por estudiante será de 14,200 pesos para Preescolar; 12,900 para Primaria; 19,900, en el caso de Secundaria; 17,100 pesos para Profesional Técnico, y 24,500 pesos para Bachillerato o su equivalente.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Las personas que tienen los ingresos más altos pagan la tasa máxima de ISR de 30% y para ellos el descuento será mayor, no así para el que percibe menos ingresos, ya que éstos deben pagar un ISR menos, subrayó Luis Liñero, socio de Impuestos de la firma de consultoría Deloitte.

"En la medida en que algún padre de familia perciba menores ingresos, el beneficio de la deducción de colegiaturas será menor. Por lo que debe quedar claro que no todos los padres de familia van a recibir el beneficio de deducir el tope máximo que se ha establecido, porque va en proporción de la tasa que cada uno pague de impuestos".

Ahora ve
Trump admite que no tiene grabaciones de sus conversaciones con James Comey
No te pierdas
ç
×