Brasil va contra la entrada de dólares

El Gobierno busca desalentar que empresas capten dinero en el mercado externo, afectando al real; el ingreso de capital ha revalorizado a la divisa brasileña y ha generado presiones inflacionarias.
real-dinero-billete-brasil-SXC.jpg  (Foto: Cortesía SXC)
BRASILIA (AP) -

Brasil estableció un impuesto sobre operaciones financieras (IOF) de 6% para préstamos de corto plazo captados por empresas y bancos locales en el mercado externo, como un mecanismo para frenar el fuerte ingreso de dólares al país, informó el martes el ministro de Hacienda, Guido Mantega.

Mantega dijo que la medida pretende desestimular que empresas capten dinero en el mercado externo, donde las tasas de interés son bajas, para aplicar en Brasil con tasas elevadas y embolsar la diferencia como ganancia.

Según el ministro, esas operaciones han provocado un ingreso de 26,600 millones de dólares a Brasil en los primeros tres meses del año, lo que presiona la valorización de la moneda local, el real.

El monto captado en los primeros tres meses del año es alrededor del doble que ingresó en el mismo periodo del año pasado, según el ministro.

"El volumen de esos préstamos subió mucho", advirtió Mantega en conferencia de prensa. "El ingreso de dólares es muy fuerte y perjudica el cambio, valoriza al real y perjudica a los exportadores y productores manufactureros. La medida evita un ingreso mayor de recursos extranjeros".

El ministro aclaró que, además de esos préstamos de corto plazo, el país ha recibido unos 12,000 millones de dólares en inversión extranjera directa entre enero y lo que va de marzo.

La medida no afectará a las empresas que captan préstamos de mediano y largo plazo en el exterior, por cuanto esos capitales son para inversiones y no para especulación, según Mantega.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Advirtió que los capitales de corto plazo también aumentan la oferta de crédito dentro de Brasil, en momentos que el Banco Central intenta disminuir la disponibilidad de crédito para reducir el consumo, como una forma de disminuir las presiones inflacionarias que sufre la economía brasileña.

La divisa estadounidense, cotizada este martes a 1.66 reales por unidad, ha mantenido una revalorización constante en lo que va de este año, pese a que el Banco Central ha realizado frecuentes compras de dólares para contener su desvalorización.

Ahora ve
Momentos de terror y caos tras ataque terrorista en Barcelona
No te pierdas
×