México a prueba de estrés: Hacienda

Los bancos que operan en el país tienen sólidos niveles de capitalización, según Ernesto Cordero; el titular de Hacienda presentó los resultados del Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero.
calderon cordero carstens economia  (Foto: Notimex)
CIUDAD DE MÉXICO (CNN) -

Los bancos mexicanos mostraron sólidos niveles de capitalización en unas pruebas de estrés realizadas para evaluar la situación del sistema financiero del país y su capacidad de sortear una eventual turbulencia en el sector.

El Gobierno del presidente Felipe Calderón, así como autoridades financieras, dijeron este lunes que México cuenta con un sistema bancario sólido, holgadamente capitalizado, y con un marco regulatorio adecuado, que le permitiría enfrentar los embates de algún trance.

El país creó en julio 2010 el llamado Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero (CESF), que preside el secretario de Hacienda, Ernesto Cordero, para evaluar su salud e identificar posibles amenazas, una respuesta a la crisis crediticia global del 2008/2009.

Dicho consejo presentó este lunes su primer informe, en el que Cordero descartó que una abrupta reversión de los flujos de capitales externos; una desaceleración económica global y los efectos de la crisis fiscal en Europa representen un riesgo para la banca mexicana.

"En estas tres vulnerabilidades, le informamos que en ningún caso se detectó que esto pudiera significar un riesgo sistémico para el país", dijo el secretario a Calderón en un acto la casa presidencial.

El funcionario dijo que ello se debe, en parte, a la ampliación de la base de inversionistas en el país; y a lo que calificó como un adecuado marco fiscal y monetario; un mejor perfil de vencimientos de la deuda pública; un óptimo nivel de reservas internacionales y una mejor regulación financiera.

Por su parte, el jefe del Banco de México, Agustín Carstens, advirtió que riesgos para el sistema podrían materializarse de manera "inusitada" en plazos relativamente cortos, pero que están bajo control.

En tanto, Calderón destacó en su discurso la expansión económica de México (del 6.1% en el 2010 y que podría ser de al menos 5% en 2011) así como la estabilidad y la solidez de la banca, que fue sacudida por una crisis económica en la década de 1990.

El sector bancario mexicano está dominado por gigantes internacionales que operan subsidiarias en el país y que incluyen al estadounidense Citigroup, a los españoles BBVA y Santander, al británico HSBC y a Scotiabank de Canadá.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los bancos mexicanos sortearon la crisis global porque no tenían exposición a hipotecas de alto riesgo ni a algunos de los instrumentos derivados que estuvieron en el corazón de la debacle financiera internacional.

No obstante, y pese a estar bien capitalizados, tuvieron coletazos en sus carteras de crédito al consumo, especialmente en tarjetas de crédito, por un aumento del desempleo.

Ahora ve
Elefantes adultos salvan a bebé elefante que cayó al agua
No te pierdas
ç
×