PRI niega ser el ‘freno’ a las reformas

El tricolor asegura que las iniciativas se están revisando y que hace falta escuchar a otros grupos; niega que el gobernador Enrique Peña haya frenado el avance de las reformas laboral y política.
Humberto Moreira  (Foto: Notimex)
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) -

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) negó que el gobernador del Estado de México, Enrique Peña, o supuestas fricciones entre sus bancadas en el Congreso frenaran el avance de las reformas laboral y política, para las cuales se inició un proceso de consulta. En rueda de prensa, el presidente nacional, Humberto Moreira; la secretaria general, Cristina Díaz, y el vocero del partido tricolor, David Penchyna, aseveraron que el PRI se ha atrevido a correr el riesgo para sacar adelante y debatir las reformas que demanda el país, contrario a la política de "mantazos" del PAN.

Moreira Valdés consideró que los panistas acusan que el país no avanza por una serie de reformas, cuando ellos no han sido capaces de dar a conocer con claridad el rumbo, los objetivos, las grandes metas y el presupuesto que se requiere para resolver los problemas del país

"No se ha parado ninguna reforma, todas las reformas se están revisando y algunas que se han presentado; hace falta escuchar a otros grupos que desean plantear sus inquietudes", resaltó el dirigente priista.

Moreira Valdés informó que ha tenido comunicación con los líderes de las bancadas priistas en las cámaras de Diputados y Senadores, Francisco Rojas y Manlio Fabio Beltrones, para abordar esos y otros temas.

"No me falta comunicación (con Rojas y Beltrones), yo me reuní con los dos líderes de las cámaras en la mejor disposición. Tenemos que acostumbrarnos a que es un partido en donde se discuten las ideas (...) No hay ninguna intensión ni de frenar ni fricciones", expuso.

A pregunta expresa aclaró que "el licenciado (Enrique) Peña Nieto no tuvo ninguna participación en detener esto. No es legislador, es gobernador de un estado y ha hecho un gran trabajo en su estado, pero no tiene ninguna injerencia".

El presidente del PRI comentó que quizá el planteamiento que ha hecho Peña Nieto es que tienen que escucharse las voces de todos los actores, "pues es preferible sentarse a una mesa a platicar, que tenerlos manifestándose en la calle".

Díaz Salazar comentó, a su vez, que la pluralidad de ideas que hay en las bancadas del partido tricolor en ambas cámaras enriquece la vida priista, pero no significa que pudiera haber diferencias.

Simplemente, acotó, cada bancada trae una agenda y, "sí hay reuniones con los señores legisladores, sí trabajamos con ellos de los grandes temas".

Precisó que la reforma política llegó a la Cámara alta el jueves a mediodía y "era imposible que un tema tan importante se pudiera legislar con las prisas y no con la urgencia que requiere el tema. Entonces, hay una gran diferencia entre legislar lo urgente y hacerlo de prisa".

El también diputado David Penchyna Grub recalcó, en su turno, que "el PRI sí ha cargado con un costo en la Cámara de Diputados, porque ha sido el que se ha atrevido a hacer reformas".

Por ello "me parece una vergüenza para Acción Nacional y sus principios el que hoy la reforma laboral que defienden en principio, fue la iniciativa del partido" (PRI).

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

 

 

Ahora ve
Estos son los estrenos con los que Netflix va a cerrar el año
No te pierdas
×