La banca europea arma su ‘colchón’

Los bancos comerciales piden 187,000 mde al Banco Central Europeo ante el escenario griego; la UE les exige que inmovilicen más y mejor capital para enfrentar una posible recesión de 2 años.
BCE edificio  (Foto: AP)
FRANCFORT (CNN) -

Los bancos comerciales se apostaron ante el Banco Central Europeo (BCE) para pedir crédito este martes, lo que situó a los préstamos en el mayor nivel en cuatro meses debido a la incertidumbre en torno a Grecia y a la escasez de liquidez en el mercado. Las entidades bancarias pidieron 187,000 millones de euros (268,000 millones de dólares) en la última oferta sin límites de crédito a una semana del BCE, muy por encima de los 135,000 millones que pronosticaron operadores encuestados por la agencia Reuters y el máximo nivel desde febrero.

Expertos en el mercado afirman que los bancos estaban aprovechando la reciente alza en la tasas a corto plazo debido a los menores niveles de liquidez, pero que también se estaban asegurando un colchón ante la intensificación de los problemas en Grecia.

"Con el telón de fondo de Grecia y lo que ha ocurrido en la última semana con las tasas, la gente ha acudido al BCE y se aseguró sus fondos en vez de dejar que otros trabajen por ellos".

"Algunos bancos de alto perfil, algunos con nombres franceses, se quedaron cortos la semana pasada. Con las tasas que se pagan tiene sentido acudir al BCE en este momento", expresó un operador de Londres que pidió permanecer en el anonimato.

El BCE entregó los fondos a una tasa de 1.25%, por debajo de la tasa a una semana de 1.31% disponible en los mercados abiertos.

Los operadores afirmaron que hubo una fuerte caída de la tasa a un día Eonia tras la intensa operación.

El exceso de liquidez en el mercado monetario ha entrado en territorio negativo en los últimos días. Estos niveles constituyen un gran contraste con respecto a los 350,000 millones de euros entregados al mercado en 2010, cuando el BCE todavía entregaba fondos ilimitados a un año.

Esta caída de la liquidez ha empujado continuamente la tasa interbancaria a un nuevo máximo de dos años.

El BCE señaló este mes que elevaría su tasa referencial de interés en julio hasta 1.5%, una estrategia que los economistas esperan que sea seguida al menos por otro incremento durante el año.

Pruebas más duras a bancos

La Unión Europea pidió a los bancos del bloque que calculen las pérdidas que podrían sufrir por su exposición a la deuda griega y a otros bonos a fin de garantizar que las pruebas de tensión realizadas a la banca den resultados realistas.

Fuentes involucradas en las pruebas a 91 bancos dijeron que los reguladores presionan para que detallen el impacto de un incumplimiento de Grecia, pero sin tener que hacer en los exámenes la políticamente inaceptable presunción de que esa cesación de pagos ocurre.

Los resultados de la prueba serán publicados el 13 de julio, agregaron las fuentes de la agencia Reuters.

Hasta ahora las consecuencias de la crisis de deuda en la zona euro se medían por la actividad diaria de operaciones de los bancos, pero la mayoría de los bonos del Gobierno se encuentran en sus registros de tenencias estructurales.

La desconexión se ha vuelto incluso más evidente ante el empeoramiento de los problemas de deuda soberana, lo que provoca a los reguladores un mayor dolor de cabeza al intentar evitar que fracasen nuevamente las pruebas de resistencia.

"Los balances bancarios son sometidos a una gran tensión, mucho más que el año pasado y que en el borrador original de las pruebas de resistencia para este año. Eso ayudará a incrementar la credibilidad de las pruebas", dijo un funcionario a cargo de los exámenes.

Los exámenes buscan reforzar la confianza de los inversores en el sector bancario, que ya está siendo castigado por las perspectivas de regulaciones más duras que podrían erosionar su rentabilidad.

Después de que fracasaran las pruebas del año pasado (los bancos irlandeses tuvieron que ser rescatados aún tras haberlas pasado), ahora la Autoridad Bancaria Europea es el órgano  que las realiza.

Europa ‘elevó la vara' este año para los bancos al exigirles que inmovilicen más y mejor capital para hacer frente a una posible recesión de 2 años.

Además, deben tener más de 5% de capital estructural Tier 1 para pasar el examen, o aumentar su capital.

Ahora ve
Algunas empresas 'hicieron su agosto' por el eclipse, pero también hay pérdidas
No te pierdas
×